Morrisons: se nos acaban los titulares para hablar de la guerra de precios.

Los que contamos lo que pasa aquí lo tenemos fácil para producir notas. Las cadenas de este país son muy activas en el lanzamiento de nuevas iniciativas, que prueban durante un tiempo breve, y desechan con mayor rapidez. Y pasan a buscar la siguiente con la que adaptarse más fielmente a los shoppers (o robarle unos cuantos a la competencia).

Morrisons I am cheaper.jpg
Morrisons: cada vez más baratos.
Sin embargo esto de la guerra de precios nos está dejando sin palabras. ¿Cómo explicar que las cadenas siguen profundizando en la misma? Acciones y reacciones del top 4 hacia el margen cero, salvo Sainsbury’s, que decidió no seguir con tanta intensidad como los demás esta carrera. Y ¿cómo explicar que Morrisons lanzó una andanada seria el 31 de julio, y ahora acaba de anunciar otra? La enésima y la n+1 que llevan a cabo.

La primera bajada fue de unas 1,000 referencias sobre todo de productos frescos. Fue convenientemente vinculada al Brexit. Ante las noticias que daban por supuesto que por la pérdida de valor de la libra y las incertidumbres del mercado los precios de los productos de gran consumo iban a subir, Morrisons anunció esta rebaja para mostrar a sus clientes que estaba de su lado. La rebaja media de precio es de un 18%, pero en los productos de cosmética que rebajaron, el precio es un 27% inferior.

Y ahora acaban de anunciar otra rebaja. 160 referencias, principalmente productos básicos de las secciones de carne, y frutas y hortalizas, y de un 12% de media.

Kantar acaba de publicar sus datos del mercado del último trimestre, y como viene siendo habitual el top 4 sigue perdiendo ventas que van hacia el discount y las cadenas premium. Asda es una vez más quien más pierde, seguido de Morrisons, que a pesar de los recortes, no acaba de activar a sus antiguos clientes, y convencerles para que vuelvan a sus tiendas. Asda, como decimos, sigue cosechando malos resultados a la espera de las directrices que proponga el nuevo equipo directivo. Han descartado el llevar la iniciativa en la guerra de precios, pero por margen parecen tener mucha capacidad. Los analistas llaman a lo que pueda hacer Asda “guerra de precios nuclear”, y sin duda debe hacer un esfuerzo importante para tratar de recuperar clientes y la imagen de precio que han tenido muchos años.

Y si el discount alemán parece perder algo de fuelle, el discount inglés toma impulso. Las cadenas tipo Poundland y compañía crecen de media a mayor velocidad que los discounters. No son lugares de compra completa y difícilmente alcanzarán los niveles de Aldi y Lidl, pero en un mercado con tan poco margen, cualquier porción de la tarta que te roben hace daño.

Las importaciones están rodeadas de incertidumbre. El Brexit ha supuesto una fuerte depreciación de la libra esterlina, y además trae la promesa de tarifas para algunos productos hasta que se puedan firmar acuerdos. Se espera que el encarecimiento de estos productos  frene la depreciación, veremos cuando se mueve el primero hacia arriba. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s