Majestic Wines: foco en la MDD.

Majestic Wines es una cadena especializada en bebidas alcohólicas, principalmente vino. Cuentan con unas 210 tiendas, un negocio mayorista y otro online llamado Naked Wines. Tienen previsto cerrar el año con unos £480 millones de facturación.

Majestic-Wine-Welwyn-Garden-City-Web-Quality-9-620x413.jpg
Fotografía Majestic Wines.

Ahora está viviendo una buena época, gracias a los cambios que han introducido en estos últimos años en las tiendas y la oferta. Tradicionalmente, las tiendas parecían almacenes, y para poder comprar tenías que llevarte más de seis botellas. Se encontraban vinos especiales y distintos a los supermercados, y más baratos, pero había que comprar en cantidad. Los cambios en los hábitos de los consumidores, la oferta barata online y evidentemente los discounters y su desarrollo de la sección de vino les afectaron, y hace tres años iniciaron un camino para reinvertarse y poder afrontar mejor los cambios en los patrones de compra.

Mejorar las tiendas, permitir la compra de botellas sueltas pero ofreciendo descuento se si compra más cantidad, más servicios, y un mayor peso en la prescripción les ha permitido capear el temporal y recuperar el ritmo de crecimiento.

Ahora quieren llevar su estrategia más allá, y dedicar mucho más espacio a los vinos de su propia marca. Es algo que ya hacen en Naked Wines, pero lo que allí es un elemento inherente y diferencial (seleccionamos vinos poco conocidos pero de mucha calidad para tí) aquí es una medida algo más defensiva: como buscan siempre vinos algo distintos a la gran distribución, les pasa que luego estas marcas se popularizan y dan el salto a los grandes supermecados. Algo normal, pero que a ellos les deja en mal lugar porque ni tienen el poder de compra de los grandes supermercados ni sus eficiencias en las operaciones, por lo que al final no pueden ser competitivos en precio.

Ante esto se les ha ocurrido dar de baja las marcas, y centrarse en crear una MDD reputada, para que no solamente la tienda y sus empleados sean un referente donde encontrar buenos vinos, si no que tambíen lo sea su propia marca, Majestic Wines.

 

Anuncios

Tesco cierra Tesco Direct, su marketplace online.

Tesco Direct.jpg

Recién nombrado nuevo CEO de Tesco UK & Irlanda, Charles Wilson, y ya toma decisiones importantes para el negocio, muy en la línea del CEO Dave Lewis. Continúan los anuncios de desprenderse de negocios accesorios para centrarse en el gran consumo (y ahora el foodservice también!).

Tesco Direct es la tienda online que abrió Tesco el 2006 para competir contra el popular Argos y Amazon (que había llegado a UK en 1998, ya ofrecía además de libros y música, productos para el hogar, muebles, y un marketplace para vendedores independientes). Tesco vende a través de ella todo su catálogo de productos para el hogar, muebles, electrodomésticos, jardinería, etc, además de electrónica, libros, juguetes, música y su marca textil F&F. Incluso se puede comprar a través de esta web productos de otros negocios, los llamados Tesco Partners, imitando el marketplace de Amazon.

El principal motivo para cerrarla es que no consiguen ganar dinero con ella, y van a trasladar estos productos a su tienda online de gran consumo, Tesco.com. De esta forma pueden liberar recursos económicos que van a invertir en la tienda online. Planean cerrar el centro de preparación de pedidos que tenían dedicado a Tesco Direct, poniendo en riesgo la continuidad del empleo de 500 personas.

Además de Amazon, la fusión de Asda y Sainsbury’s va a suponer que habrá otro gigante de non food en el canal online. El volumen de Argos (parte de Sainsbury’s) es muy importante (más de 4,000 millones de libras) y Asda también tiene un importante negocio online de venta de non food (sobretodo textil de su marca George). Por ello parece razonable a priori tratar de unificar la propuesta de cara a los clientes e invertir más en la tienda online.

Asda. Resultados Q1 FY2018

Asda - frontal.jpgAsda es la cadena del top 4 a la que le va peor ahora, con dos cambios recientes en la dirección del retailer, y además con el anuncio de la fusión con Sainsbury’s todavía muy reciente!

La semana pasada presentaron junto con la matriz Walmart los resultados de su primer trimestre. Unos resultados algo positivos, en cuanto a que parece que deján atrás el periodo de pérdida de ventas, y crecen, aunque se deba en parte a la inflación.

Las ventas durante el periodo han crecido un 3.7%, gracias a la inversión en precio, y en mejorar la calidad de la MDD. Las ventas comparables suben un 3,4%, pero es un resultado sesgado por las fechas de la Semana Santa. Si ajustamos su efecto, las ventas comparables crecen un 1%.

Durante estos tres meses han lanzado otra campaña de reducción de precios, bajo el slogan de Rolled Back and Staying Back y han renovado más de 200 referencias de MDD, mejorando la calidad.

Asda Rolled Back.jpg

Las ventas online han crecido un 8.3% y las de non food a través de la tienda de George.com un 21,9%. Han implantado un par de ideas de Walmart: la posibilidad de hacer pedidos online por voz con el Google Assistant, y un sistema para acelerar la entrega de pedidos online en tienda, más automatizado y que los clientes apenas tienen que esperar un minuto para recoger su pedido.

El discount sigue haciendo mella en los resultados de Asda, a la espera de la posible fusión y la bajada de un 10% en los precios que Asda y Sainsbury’s han prometido de juntar sus negocios.

Wm Morrisons Supermarkets. Resultados Q1 FY2018/9

Morrisons Greengrocers.jpg

La semana pasada, el 10 de mayo, Morrisons presentaba los resultados del primer trimestre. Es interesante seguir a Morrisons por su estrategia con los frescos, y el proyecto de venta mayorista, que seguramente se anticipa un poco a lo que Tesco va a hacer con los supermercados que trabajan con Booker.

Las ventas crecieron un 3,8% durante el periodo, y las comparables un 3,6%. La mitad se debe a la venta mayorista (1,8%) por lo que los resultados de los supermercados no son demasiado buenos, algo por debajo de la inflación. Se nota también esto en el número de transacciones, que aunque siguen creciendo (0.7% en este periodo), no alcanzan el crecimiento del año anterior (del 2 al 4%).

La principal novedad del trimestre es que han abierto dos supermercados, tras 2 años en los que no solamente no han abierto ninguno, si no que cerraron algunas tiendas que no eran rentables. También han renovado la marca de primer precio, volviendo al nombre de Savers y relanzando 300 referencias.

En el canal mayorista, continuan vendiendo a Amazon, y han puesto en marcha el programa con la cadena de tiendas convenience McColl’s (tienen algo más de 1500 tiendas, principalmente tiendas de periódicos con un pequeño surtido de supermercado). A éstos últimos les van a servir productos frescos y ambiente, de marcas nacionales y de la marca Safeway, que ejercerá como marca de MDD (es la marca de uno de los supermercados que Morrisons compró en el pasado). No hay cifras del volumen de este canal, solamente que esperan alcanzar a finales del ejercicio unos £700 millones (un 5% de las ventas).

Continúan con su estrategia de integrar la cadena de suministro. En este trimestre han comprado Chippindale Foods, un negocio de huevos camperos. La cadena cuenta ya con 17 fábricas de alimentos que preparan un número elevado de sus referencias de MDD de productos frescos, refrigerados y de ambiente.

Aunque este año el foco va a estar en los desarrollos de Tesco/Booker y en lo que se vaya sabiendo del acuerdo Asda/Sainsbury’s, Morrisons es una cadena muy interesante, con una buena propuesta diferenciada, y a los que conviene seguir.

J Sainsbury plc: Resultados FY17/18

Después del anuncio sorpresa de la semana pasada, Sainsbury’s presentaba sus resultados anuales para el año que acaba en marzo del 2018. Seguramente la presentación de resultados a la que se le ha prestado menos atención en años…

Ha sido un año algo regular para Sainsbury’s. No ha podido materializar todo el crecimiento que la inflación le ha ofrecido, pero sigue haciendo un buen trabajo en el canal online y en su oferta de MDD.

Las ventas crecen un 9%, y una parte muy significativa de este crecimiento se debe todavía al efecto de la compra de Argos, que se produjo durante el anterior periodo contable. Las ventas en gran consumo crecen un 2.3%, las de textil un 3.8% y el non-food pierde 0.8%.

Mike Coupe CEO JS.jpg

Las ventas comparables crecen un 1.3%, notando un ralentizamiento en el segundo semestre (el crucial de las Navidades).

El año ha pasado con reestructuraciones de los organigramas del personal en tienda, con la integración de Argos en los supermercados (un firme competidor de Amazon), la habitual mejora de la calidad de los productos de MDD (han renovado un 60% de las referencias) y a finales del periodo (desde enero) inversión de £150 millones para rebajar precios de casi 1,000 referencias de productos básicos (y ya han anunciado otra rebaja centrada en carne y pescado).

Una buena iniciativa es la de su asociación con varias enseñas de foodservice para enriquecer la experiencia de compra. Ya cuentan con Sushi Gourmet, Daily Sushi, Patisserie Valerie, Godiva y Crussh en más de 500 tiendas.

El canal online crece un 6.8%. Su baza es que las entregas de gran consumo en el día ya alcanzan el 40% de la población del Reino Unido. Y siguen avanzando en las entregas en una hora en un radio de 4km del supermercado, con el despliegue de unas bicis eléctricas en Londres que pueden cargar 400 litros de volumen y hacer unas 100 entregas al día.

El canal convenience crece gracias a las 24 aperturas y a las pruebas que están realizando con Euro Star Garages, para la gestión de supermercados de gasolineras. Han crecido un 7.5% en este canal.

Otra gran noticia del año fue que compraron a Aimia la tarjeta Néctar, el club de fidelización que tenían. Se esperan cambios en su programa de fidelización dado que ahora tienen más control y podrán sacar más rendimiento de los datos. Por ahora están realizando un piloto en el que la experiencia del cliente es más personalizada: ya no se ganan puntos por todas las compras si no por un cierto número de productos, algunos los eliges tú (y te ofrecen un descuento) y otros los propone Néctar.

Va a ser sin duda un año de turbulencias para Sainsbury’s. Tienen un reto grande por delante, y todos sus empleados tendrán que redoblar esfuerzos para que las noticias sobre la fusión no les distraigan. Además de continuar el trabajo en el canal online, la alimentación va a ser un elemento clave este año, donde van a trabajar en mejorar su gama premium y también en incorporar tiendas como la de los bombones Godiva, creando experiencias más premium en algunas de sus tiendas.

 

 

Iceland: competir para ser el líder en sostenibilidad.

Los elementos tradicionales que utilizaban los supermercados para competir entre ellos (precio, surtido, servicio…) han dejado de ser suficientes en el mercado británico, y la carrera por ser relevantes les está haciendo competir en otros campos.

Tras la guerra de precios ahora estamos en la guerra de valores, y hay una carrera por demostrar que se es el más verde, el más saludable y el que está más en sintonía con las aspiraciones de los clientes actuales. Es algo que siempre ha estado presente (basta ver los posicionamientos de Waitrose y Marks & Spencer, o el gran desarrollo que hizo Sainsbury’s para posicionarse como una cadena de valor y valores) pero últimamente se ha acentuado un poco, con cuestiones como el plástico, el desperdicio, etc.

20180510_092616_resized.jpgIceland, una de las cadenas más pequeñas del Top 10, parece estar dispuesta a aprovechar las causas que surjan para diferenciarse. No se trata de un supermercado sofisticado, la experiencia de compra es regular comparada con las otras cadenas, aunque son seguramente la enseña a imitar si nos fijamos en congelados, la categoría donde tienen el expertise. Pero en lo que llevamos de año ya ha lanzado un par de iniciativas significativas para posicionarse en el espacio de la sostenibilidad, algo que parece alejado de la esfera donde Iceland se mueve, pero que indica su ambición de escalar posiciones en el ranking y atraer a nuevos tipos de clientes más concienciados con estas cuestiones.

La primera se hizo pública nada más anunciarse que el gobierno estaba trabajando en el desarrollo de una estrategia para reducir los residuos plásticos generados en el país, y mejorar las tasas de reciclaje, con el objetivo último de alcanzar la cuota “residuo cero” en plásticos en 25 años. Inmediatamente Iceland anunció que se comprometían a eliminar el plástico de los envases de sus productos de MDD antes del 2023. Están trabajando en utilizar nuevos productos con materiales basados en el papel y el cartón, y que se reciclen fácilmente.  Posteriormente, otras cadenas como Waitrose anunciaron sus objetivos al respecto, y un grupo de fabricantes y distribuidores han publicado un compromiso genérico para reducir tambíen la cantidad de plástico que se pone en el mercado y reciclar más cantidad del que se ponga en el mercado.

El otro compromiso de Iceland es el de retirar de las formulaciones de sus productos de MDD el aceite de palma antes de acabar el año. No es una cuestión de salud, es una cuestión de sostenibilidad. Dicen que no tienen garantías de poderse aprovisionar de aceite de palma “responsable” (que no contribuya a la deforestación ni a la extinción de los orangutanes) por lo que han decidido cortar por lo sano. El aceite de palma se sustituye por otros aceites como el de girasol, colza, etc.

Sin duda las cadenas buscan nuevos campos en los que competir y ganarse el favor de los clientes. El precio lo es casi todo,… pero no todo.

El foodservice se fija en las promociones de los supermercados.

Aunque el foodservice y el gran consumo son dos negocios con muchas diferencias, ambos compiten por la cuota de estómago de los clientes. En los últimos años hemos visto como los supermercados han desarrollado el food to go, ofreciendo productos muy parecidos a los restaurantes fast casual de bocadillos, ensaladas, sopas, etc. Los restaurantes han trabajado para aumentar la oferta en autoservicio, y ahora se empiezan a fijar en las promociones que hacen los supermercados para conseguir atraer más clientes y potenciar la demanda en las horas valle de sus negocios.

Desde hace un tiempo vemos las ofertas de menús en los restaurantes equivalentes a los “Meal Deal” de los supermercados, Te puedes llevar tres productos (un plato, un postre o snack y una bebida) por un precio determinado. Suelen ser algo más caras que los supermercados, pero también algunos incluyen comida caliente, y además, comes en una mesa, no te lo tienes que llevar y comer en la calle! Incluso algunos extienden esto al desayuno. Por ejemplo en las cafeterías Costa si compras un café por la mañana puedes añadir una pieza de bollería por £1 más.

También vemos ofertas por comprar en horas de poco tráfico. Algunas cafeterías tienen una “happy hour” en la que puedes comprarte el café por un precio reducido. O como en Chop’d, que si compras la comida antes de las 12 o después de la tarde, te ofrecen un 25% de descuento. Aunque no se hable de esto como estrictamente promociones, varios restaurantes han optado por vender a precio reducido productos que les sobran al final del día a través de Apps como Too Good To Go o Karma. Los restaurantes ponen los platos  y los usuarios de estas Apps los pueden e ir a recoger al restaurante. De esta forma ayudan a combatir el desperdicio alimentario a la vez que se benefician de comida con descuento.

Chopd Discount.jpg

Deliveroo acaba de asociarse con varias cadenas de restaurantes con los que trabaja (Jamie Italia, Hummus Bros, etc) que van a ofrecer un plato del día por £4.00 con entrega incluida. Como los clientes tienen que comprar antes de las 11 de la mañana y solicitar la entrega entre las 12 y las 3 de la tarde, va a ayudar a los restaurantes y mensajeros a planificar el trabajo. Pero aún así, es un precio bajísimo y se cuestiona la rentabilidad de la promoción.

Deliveroo - Flash Deals.jpgY otra promoción que promete tener un impacto muy grande es la de la empresa de productos financieros Compare The Market. Su servicio es la venta de seguros, y ofrece a sus clientes un 2×1 para entradas de cine durante un año. Quiere hacer algo parecido en restaurantes, y ya tiene algunas cadenas comprometidas. La promoción del cine empezó hace tres años y ya se han vendido 10 millones de entradas de cine mediante ella, por lo que se espera que el alcance en los restaurantes también sea elevado.

Y mientras tanto, el mundo de las cadenas de restaurantes siguen padeciendo males comunes a los de los supermercados: hay mucha oferta y los consumidores quieren gastar poco, por lo que la pelea por conseguir tráfico es fenomenal. Veremos si estas promociones pueden ayudarles a mejorar las perspectivas de negocios, o son una mera destrucción de valor.

Asda y Sainsbury’s: reflexiones post anuncio.

Asda Sainsbury Slide 01.jpg
El Mercado donde compiten Asda y Sainsbury’s: con empresas quebradas, nuevos modelos, la amenaza online, y la entrega en casa de productos de restaurantes que solucionan la cena de los clientes de supermercados.

Finalmente, el lunes a las 7 de la mañana Mike Coupe, CEO de Sainsbury’s, Roger Burnley, CEO de Asda, y Judith McKenna, CEO de Walmart International, compadecían ante los medios para anunciar lo que se había ya adelantado el sábado: el segundo y el tercero se unen para superar al primero.

Vamos a hablar mucho de esta unión durante mucho tiempo, porque seguramente hasta el Otoño del 2019 no se pueda producir.

Durante su intervención confirmaban más datos de la operación: Walmart transfiere a Sainsbury’s el negocio de Asda a cambio de £2.970 millones y un 42% de las acciones de la empresa resultante (aunque solamente un 29,9% de los votos). Se van a mantener las dos marcas, las dos oficinas centrales, y Walmart está ya pensando en tomar el modelo de tiendas de Argos que tiene Sainsbury’s en varios hipermercados y llevárselo a USA. Walmart se compromete a ser accionista a largo plazo, y además poner a disposición de la empresa su poder de compra.

Walmart consigue de esta forma reducir sus riesgos, dado que Asda lleva unos años dando entre malas y malísimas noticias (algo mejores últimamente, pero muy poco mejores), pero seguir teniendo cierta presencia en UK (un país del que Walmart ha aprendido muchas cosas en MDD, comercio electrónico, etc). Además Asda es una cantera para Walmart. La propia Judith McKenna, por ejemplo, o Mark Ibbotson, Vicepresidente de Operaciones de Walmart.  Y consigue dinero para continuar su lucha contra Amazon en USA.

Ya que mencionamos a Amazon, Sainsbury’s además consigue blindarse si finalmente viene Amazon con intención de comprar algún supermercado británico.

Uno de los anuncios más significativos ha sido el que gracias al acuerdo los precios de los productos esenciales bajarán un 10%. Junto con que de los £500 millones que se van a ahorrar gracias a sinergias £350 millones vienen de los proveedores, evidentemente éstos ya están temblando y mirando a ver qué hacen sus compañeros en Australia que se las tienen que ver con dos gigantes que dominan una gran parte del mercado. Del análisis que han realizado han visto que el 85% de los productos que venden vienen de 100 proveedores, que tienen mucho más margen que los propios supermercados, y que esperan liberen para pasar esta bajada de precios a los clientes finales. Aquí también va a ser muy importante el papel de IPL, el brazo de Asda que nació para comprar frutas y hortalizas y que ha ido tomando más categorías. Ya son el principal importador de frutas y hortalizas, y si tienen que servir a las tiendas de Sainsbury’s el volumen se duplica, como poco.

Como decíamos el sábado, son dos cadenas con diferencias importantes, y que sirven a consumidores muy distintos. No va a haber integración de imagen, y ambas cadenas mantendrán su marca. Entonces, los ahorros en eficiencia vendrán – además de por los proveedores – por logística y algunos servicios centrales.

La CMA se va a poner a investigar el acuerdo, y eventualmente, decidirá cuantas tiendas tienen que vender para evitar que tengan una posición dominante en algunas zonas. A pesar de otras deciciones pasadas de la CMA no parece que se vayan a pronunciar para que se vendan muchas tiendas. A pesar de los precedentes, los últimos casos invitan a pensar así. Como ahora Aldi y Lidl se consideran también copetencia de los supermercados, y cada tienda de Asda tiene prácticamente pegada otra de Aldi o Lidl, va a costar encontrar lugares donde pueda haber conflicto.

No hay muchas esperanzas en que esta nueva empresa tenga argumentos de peso para darle la vuelta a la situación por la que pasan Sainsbury’s y Asda en la actualidad. El primero está atrapado en medio, y ni consigue mejorar los márgenes ni consigue crecer en ventas con buen impulso. Y Asda, aunque hayan mejorado algo, la situación sigue siendo de debilidad ante los discounters. Las rebajas de precios anunciadas no los pondrán al nivel de los discounters.

Veremos como se desarrollan la investigación y sin finalmente llega esta operación a buen puerto.