Tesco para flexitarianos.

No paramos de hablar de proteína vegetal, pero es uno de los elementos con más influencia en la oferta actual en los supermercados. Primero la proteína está ganando presencia en todas las categorías, y casi cualquier producto que tenga algo de proteína lo resalta en su packaging consciente del interés de los consumidores. Además, el paso de proteína animal a vegetal, que está impulsando cambios en la oferta de las cadenas. Y tercero, está apoyado por una intensa actividad mediática, y cualquier cambio hacia más proteína vegetal y menos animal es muy bien recibido por un buen número de cuentas en redes sociales muy influyentes.

Tesco, como lider de la distribución en el Reino Unido no podía ser menos, y presenta una serie de iniciativas para los consumidores que desean dejar de comer proteína animal, o simplemente reducir su consumo.

Seguramente lo que mayor impacto mediático ha tenido es el ofrecer el producto Beyond Burger de la empresa norteamericana Beyond Meat. A pesar que están disponibles en los pubs de All Bar One y la cadena de hamburgueserías Honest Burgers, Tesco lo ofrece en exclusiva por ahora para el consumo en el hogar, en la sección de frescos y en la de productos congelados. Al contrario que en USA, en congelados la encontramos en la sección de alternativas a la carne, no en la sección de carne.

El desarrollo que más me gusta es el de la gama de MDD Wicked Kitchen. Presentada en enero del 2018 se ha convertido en una gama muy interesante. Primero por lo amplia que es. Abarca dos ocasiones de consumo, el food to go y el de la comida en el hogar, ofreciendo bocadillos y ensaladas para llevar, platos preparados y pizzas para calentar o cocinar en casa, y postres. Segundo, por el concepto, tratar de crear recetas que resulten del gusto de los consumidores flexitarianos, que consumen carne pero quieren reducir el consumo, por lo que abundan las legumbres y los gustos fuertes creados con especias. Y tercero, por el uso de prescriptores, dado que las recetas han sido preparadas por Derek y Chad Sarno, dos chefs con cierta fama en USA ganada por sus iniciativas en street food, haber trabajado en Whole Foods Market, libros de recetas, y que tienen una marca de alimentos que fabrica ConAgra en ese país. Tesco, de forma acertada, dió presencia en sus comunicaciones a estos chefs, contribuyendo al storytelling de la marca, frente a gamas similares de otras cadenas que no tienen esta dimensión.

La gama que inicialmente contaba con 25 referencias ahora tiene más del doble.

También cuentan con una gama de alternativas a la carne, aunque no tan amplia como era de esperar de una cadena como Tesco. Destaca que fueron los primeros en introducir en el gran consumo el filete vegetal de Vivera, y que también ofrecen productos de Vegetarian Butcher, pero por lo general, no suelen dar de alta marcas muy innovadoras y tienden a esperar un poco. Aquí Waitrose y Sainsbury’s les superan en ofrecer productos mucho más innovadores.

Y también una medida importante, aunque no es original tampoco (lo han hecho Asda y Sainsbury’s antes que ellos): el mes pasado “creaban” una nueva sección en sus tiendas donde juntaban las carnes picadas con unos preparados de carne picada con verduras. Naturalmente, cualquier anuncio que haga Tesco tiene bastante repercusión, pero la idea es bastante simple y contribuye a crear una imagen de alineamiento con oferta adaptada a los consumidores flexitarianos con productos versátiles y convenientes.

Poco a poco la moda de la comida vegetariana y vegana va transformando las tiendas. Las secciones de carne tienen que alojar productos que imitan sus propiedades pero no contienen carne,

Sainsbury’s: la nueva sección de carne y productos veganos.

Se acaba el mes de enero, y seguimos con anuncios sobre los productos para veganos y vegetarianos. Esta vez, Sainsbury’s.

Uno de los elementos más sorprendentes de la comercialización de los productos de Beyond Meat fue que cuando empezaron a venderse en mayo del 2016 en los Whole Foods Market, se ubicaron en la sección de carne. La razón era simple: la empresa ha invertido mucho tiempo y dinero en crear un producto que fuera muy parecido a las hamburguesas, pero libre de carne. Sus clientes son personas que comen carne, pero quieren reducir el consumo, los llamados flexitarianos, por lo que lo mejor es ponerse allí donde va el cliente a comprar, y no hacerle ir a otra sección distinta.

Aquí en el Reino Unido la norma ha sido colocar estos productos que sustituyen a los productos cárnicos en secciones separadas, junto con el resto de la oferta de platos veganos y vegetarianos. Las marcas pioneras como Quorn o Linda McCartney Foods tenían su hueco en los lineales de todas las cadenas, pero en una sección para ellos.

Producto de Naturli en la sección de carnes de Sainsbury’s.

Sainsbury’s también tenía la sección de productos libres de proteína animal, pero hace un año se decidió por cambiar su estrategia para los productos veggies, y acelerar el desarrollo de nuevos productos bajo su MDD (Love your veg) a la vez que incluía en la sección de carne un par de referencias de Naturli, ambas de proteína vegetal, y que imitan a la carne picada y a las hamburguesas.

Tras un año de tener este producto en el lineal de carne Sainsbury’s ha decidido que vuelve a cambiar la implantación de los productos veggies, y que si imitan a la carne, tienen que estar en la sección de carne. De esta forma, los productos de las marcas que he citado y los de Meatless Farms, Vivera, etc comparten estantería con las hamburguesas de toda la vida, la carne picada y los filetes. Por ahora solamente en 20 tiendas, pero poco a poco esperan ampliarlo al resto.

MDD “vegetal” de Sainsbury’s.

Es indudable que el interés por los productos de origen vegetal está aumentando de forma continua. Según un análisis realizado para el Bord Bia, ya el 8% de los británicos se consideran flexitarianos, junto con un 3.6% de veganos y un 5,7% que se consideran vegetarianos. O sea tenemos unos 8 millones de consumidores que o no consumen o reducen de forma voluntaria su consumo de carne. Sainsbury’s también informa que las ventas de este tipo de productos han crecido un 65% respecto a las ventas del 2017, aunque parece algo bastante natural por la gran cantidad de referencias que están dando de alta y el protagonismo que les otorgan.

Veremos como evoluciona este mercado y qué alcance tiene, y sobretodo si las demás cadenas se mantienen en una implantación más tradicional como hasta ahora, o alguna se anima a rellenar la sección de carne con estos productos vegetales.