Sainsbury’s: cambiar hábitos contra el desperdicio.

La nota de hoy trata el tema del desperdicio. Por resumir brevemente las iniciativas antidesperdicio, Tesco es la cadena que más ha apostado por ello, midiendo el desperdicio que genera, publicando objetivos, y como los demás, haciendo públicas las iniciativas que lleva a cabo para reducirlo. Marks & Spencer dentro de su Plan A también es otro caso. Entre las iniciativas, las típicas de redistribución de productos que van a caducar (ya sea a través de bancos de alimentos, de Apps, etc), las de relajación de los requisitos para frutas y verduras y así aceptar más producto (un poco controvertidas, lean aquí más). Y las iniciativas más centradas en la mejora del negocio, que redundan en generar menos merma en las tiendas: la reducción generalizada de surtido, y la afinación de los sistemas de pedido que se van llevando a cabo.

food-rescue.jpg
Rescatar la comida. La App de Sainsbury’s para inspirarte ante un plato de restos de comida y transformarlos en otra comida. Fotografía de Sainsbury’s.

Sainsbury’s había llevado la iniciativa un poco más allá de lo habitual. Había destinado  £10 millones a un programa denominado “Waste less Save more” (tira menos y ahorra más) con el objetivo de estudiar como se produce la merma en el hogar, y ayudar a los consumidores a tirar menos. El objetivo era reducir este desperdicio a la mitad, de las £700 anuales que se calcula de media, a unas £350.

El plato fuerte de este programa era una iniciativa llevada a cabo en el pueblo de Swadlincote. Sainsbury’s pretendía estudiar la vida al detalle de los hogares para analizar las causas de la generación de desperdicio, y proponer cambios que consiguieran reducir la merma generada.

Sin embargo, y tras un año de trabajo, Sainsbury’s anuncia que abandona su estudio del pueblo. Piensan los responsables del proyecto que es muy difícil conseguir que las personas asuman muchos de los cambios que se deberían hacer para reducir la merma que se produce en el hogar. El proyecto no se para del todo, se llevan algunos aprendizajes y los van a aplicar en otra zona de estudio, un barrio de Londres que es un entorno completamente distinto al bucólico campestre del primero. No han conseguido alcanzar el 50% de reducción, pero piensan que hay suficientes aprendizajes que si se trasladan a toda la población, los cambios en el desperdicio total serían significativos.

 

 

 

Anuncios

Marks & Spencer. Resultados H1 2015/16

M&S - Mediterranean Adventures

Esta mañana el CEO del retailer presentaba las cifras de la primera mitad del año del retailer, y como ya se anticipaba, son malas.

Las ventas totales pierden un 0.4% (un -1.2% para las comparables), arrastradas por el mal resultado de la sección de non food, que pierde un 6% en ventas comparables. En trimestres anteriores se había hablado de recuperación del negocio textil, y que había cambiado de ciclo ganando en ventas, pero por lo que se puede ver hoy, la mejora fue pasajera.

El negocio alimentario continúa viento en popa, con unas ventas que crecen un 3,3% (0.2% comparables) manteniendo su propuesta premium e innovadora en un mercado complicadísimo y en el que la mayoría de cadenas pierden ventas. Han abierto 32 nuevos supermercados Simply Food en este periodo.

Hace apenas un par de semanas que ofrecieron a sus clientes el club de fidelización Sparks, y ya tienen 1,8 millones de usuarios registrados.

El negocio online crece de forma imparable, con un crecimiento del 30%, a pesar de algunos problemas que han tenido con la web y la cadena de suministro. Las ventas vienen sólo de non food (ropa y decoración), por ahora no tienen tienda online para el catálogo de gran consumo. El crecimiento es muy bueno y habla del acierto en el diseño de la nueva web y como la han adaptado escuchando a los clientes. Además, han tenido serios problemas con el centro de preparación de pedidos online, parado en varias ocasiones por problemas, y un problema muy serio de seguridad en la web, cuando se hicieron públicos los datos de muchos clientes.

A pesar de estas malas noticias sobre las ventas, los márgenes han crecido y las mejoras que van introduciendo en las operaciones repercuten en unos menores costes, por lo que el retailer puede presentar a los accionistas una mejora significativa en el beneficio, un 6% respecto al año anterior.

Hay algunos elementos positivos en los números, pero quedan eclipsados por los malos resultados que Marks & Spencer obtiene en las ventas de moda femenina, donde fue la referencia de este mercado durante muchos años y ahora se ve adelantado por otras cadenas como Next, Primark, etc, que conectan más con los consumidores de hoy en día. En alimentación, por otro lado, siguen siendo la referencia. El problema que tienen es que seguramente será muy difícil trasladar aprendizajes e ideas de un negocio al otro.

Marks & Spencer pone en marcha su club de fidelización: Sparks

Marks & Spencer - Sparks

La semana pasada, tras varios meses de pruebas en algunas tiendas, Marks & Spencer ofrecía a sus clientes formar parte de su nuevo club de fidelización, Sparks.

¿Qué razones puede tener un cliente de M&S para apuntarse a la enésima tarjeta de fidelización? Pues con beneficios exclusivos que se alcanzan por alcanzar un determinado nivel de puntos, a la manera de algunas tarjetas de aereolíneas, por ejemplo. De esta forma, aseguran en M&S, los clientes sentirán formar parte de algo especial.

Los clientes pueden conseguir puntos de cuatro formas posibles: las tradicionales, por comprar ciertos productos, por gasto, y de forma más novedosa (y además con más peso a la hora de ganar puntos), por escribir su opinión de los artículos en la web de M&S y por reciclar ropa (el Shwop, que llaman, que es entregar ropas viejas cuando se compran nuevas). M&S donará a una fundación caritativa un penique por cada compra que los clientes hagan utilizando la tarjeta. Y crucialmente, regalos como golosinas gratis para los clientes (cerditos Percy, uno de sus productos icónicos de las zonas de impulso), un ramo de rosas si compras una botella de champagne, etc (regalos atractivos para clientes de Waitrose y Marks & Spencer).

Gracias a los puntos los clientes podrán acceder de forma prioritaria a colecciones nuevas o a las rebajas (M&S vende tanto ropa y muebles hogar como comida) y a eventos exclusivos, que se irán definiendo. M&S promete que todos estos beneficios serán personalizados, relevantes a cada cliente según sus preferencias a la hora de hacer la compra, y el resto de datos que tenga el retailer.

Otro club de fidelización más basado en beneficios que en cupones de descuento según las compras, Es parecido al de Waitrose, pero por lo que aseguran, más específico en vez de los beneficios que ofrece Waitrose a todos sus miembros por igual. M&S lo lanza ahora que ha acabado con las renovaciones de tiendas, y también con la de su página de web, y con un número de elementos novedosos sobre el de los competidores, que en principio parecen atractivos y distintos (incorporar el “feel good factor” de donar cada vez que compras, y el querer alcanzar el siguiente nivel para gozar de más beneficios). 

Marks and Spencer. Resultados Q4 FY2014/15

La semana pasada el CEO de Marks & Spencer presentaba por fin unos resultados en la zona positiva para Marks & Spencer, que ponía fin a más de tres años de malos resultados en el negocio textil, que es en el que quieren ser la referencia en el mercado británico.

Las ventas crecieron un 1,9%, con la alimentación como siempre liderando el crecimiento (3.7%, un mejor resultado que los últimos trimestres) y como decíamos, el negocio no alimentario creciendo un 1,3%. Cabe destacar también que las ventas por internet han crecido um 13,8% y el único resultado negativo han sido las ventas fuera de UK, que se han visto muy afectadas por el descenso del cambio con el Euro y complicaciones en los mercados del Este de Europa.

Marks & Spencer Clapham

El CEO mantuvo el lenguaje de las pasadas presentaciones (mucho más negativas). Marks & Spencer está recorriendo el camino de la recuperación, poco a poco las medidas tomadas de modernización del retailer le tienen que permitir ser más eficiente, tener menos roturas de stock, y tener un portal de internet vendedor. Y además, muchas medidas que está tomando le permiten no sólo mejorar en ventas, si no también en aumentar su margen (por ejemplo, su política de recuperar el control de la cadena de suministro textil, con menos intermediarios, más intervención de M&S, y más fabricación en UK).

Si bien internet les da buenas noticias, también les supone el empezar a pensar en cerrar tiendas. La regla de “sobra el 20% del suelo de venta” les aplica también a ellos.

El reto sigue en pie para Marks & Spencer, aunque el CEO ha conseguido ganar algo de tiempo.

La polarización del mercado en UK: casi un tercio de los clientes de Aldi y Lidl son del segmento AB

La semana pasada la revista The Grocer se hacía eco de un estudio  de Him! sobre la naturaleza de los clientes de los discounters, con resultados seguramente previsibles, pero que vistos en cifras no dejan de ser sorprendentes.

Un 31% de los clientes de los discounters son del segmento AB, los de mayor poder adquisitivo. Un 28% son C1, un 14% C2 y finalmente, un 30% son DE.

No deja de ser un reflejo del cambio social que se ha producido en el Reino Unido en estos últimos años: ya a nadie le da vergüenza ir a comprar a estas tiendas, y el crecimiento de los discounters se ha visto alimentado por este tipo de clientes que aunque no lo necesiten, buscan buenos precios en categorías como el vino, dulces, etc. Y paralelamente, el otro segmento del mercado que crece es el premium, con Waitrose y Marks & Spencer como máximos exponentes, dejando a los que están posicionados en el medio con pérdidas de ventas.

Los productos frescos y la MDD premium, junto con unas ingeniosas campañas publicitarias están consiguiendo llevar cada vez más clientes a los discounters, y  que compran más. Todavía tienen mucho recorrido, porque la mayoría de compradores hacen sólo una pequeña parte de su compra en ellos y en algunas zonas no están representados. Y aunque las medidas que están tomando el resto de supermercados para combatirles (reducir el diferencial de precios, las zonas low cost en tiendas, etc) estén reduciendo su velocidad de crecimiento, siguen siendo los que más consiguen crecer en este mercado.

A pesar que la velocidad de crecimiento se haya reducido un poco, los discounters y Waitrose llevan más de cuatro años creciendo mucho más rápido que los Tesco, Asda, Sainsbury's y Morrisons. Fuente Kantar World Panel
A pesar que la velocidad de crecimiento se haya reducido un poco, los discounters y Waitrose llevan más de cuatro años creciendo mucho más rápido que los Tesco, Asda, Sainsbury’s y Morrisons.
Fuente Kantar World Panel

Y es previsible que sigan creciendo. Hace unos días un exCEO de Aldi en UK, el sr. Paul Foley, hablaba que de mantenerse este diferencial de precio entre discount y top4 (que él registra en un 22%) los discounters podrían llegar a una cuota del 25% en unos pocos años (ahora Aldi y Lidl tienen una cuota conjunta del 10%). Su receta para frenar el discount es reducir el diferencial de precio hasta el 12%, cuando entonces es posible poner en valor ante la mayoría de compradores cuestiones como el servicio y el surtido.

Por ahora la guerra de precios en el gran consumo sólo ha conseguido que repunte el volumen comprado, pero ninguno de los top 4 tiene buenas perspectivas a corto plazo.

Marks & Spencer. Resultados Q3 2014/15

Marks & Spencer Christmas shop is closed

Otro retailer que anunciaba resultados navideños esta mañana es Marks & Spencer.

Como en otras ocasiones, las cifras del negocio no alimentario lastran los resultados de la enseña, y el negocio alimentario ha frenado un poco su crecimiento.

Las ventas de alimentación han crecido un 2.8%, pero tan sólo un 0,1% en ventas comparables, menos que en anteriores periodos y menos también que su rival en el segmento premium, Waitrose. Las ventas de mercancía general vuelven a resultar decepcionantes, con un -5.4% en ventas y -5.8% en ventas comparables.

Una vez más, Marks & Spencer no acierta a conectar su oferta de ropa con sus clientes, y junto con los problemas que tuvo en su centro de distribución online durante el periodo navideño, las ventas siguen sin remontar y el tiempo continúa pasando sin que el CEO Marc Bollan pueda encontrar la solución al problema del retailer.

Los supermercados británicos se atragantan con las Navidades.

Entre esta semana y la siguiente los principales supermercados británicos anunciarán los resultados de la campaña navideña, y según lo que se ha anticipado desde los propios retailers (para ir previniendo a los accionistas) y los comentarios de algunos analistas del mercado, los resultados no serán buenos para casi nadie. Los motivos, los sabidos, principalmente que el mercado se contrae y además los discounters continúan su crecimiento, quitando cifra de negocio a los supermercados tradicionales.

Una vez más destaca Tesco, del que se espera anuncie una pérdida de ventas comparables entre un 2 y un 5%, y del que además se dice las tiendas convenience por primera vez están perdiendo ventas, según publicaba ayer el periodico The Sunday Times. Un hecho importantísimo, puesto que  junto con el online, el canal convenience es el que más crece en la actualidad en este mercado.

A la vez que anuncia los malos resultados, el CEO de Tesco explicará las iniciativas que está poniendo en marcha para volver a crecer. Se da prioridad a la generación de liquidez, y se habla de la venta de negocios accesorios (como el de televisión por internet o parte el negocio financiero), otros de mayor calado (como la posible venta de dunhumby, la empresa que gestiona los datos de la tarjeta de fidelización), y de la restructuración de la plantilla, con múltiples despidos en las oficinas centrales (algo que han hecho ya algunos retailers, como por ejemplo Asda). La idea es liberar dinero para ponerlo en las tiendas y su personal, y reducir los márgenes y en consecuencia los precios. Con ello, Dave Lewis espera recuperar los clientes perdidos.

Sainsbury’s y Marks & Spencer también darán malas noticias. El primero se dice perderá casi un 1.8% en ventas comparables, continuando su racha de resultados negativos tras 10 años creciendo. Y Marks & Spencer, a pesar de lo bien que funciona el negocio de alimentación, los problemas que han tenido con la tienda online y el poco éxito de la sección de moda vuelven a lastrar una vez más los resultados.

Quienes parece que han conseguido remontar un poco la situación son Asda y Morrisons, aunque seguramente los dos todavía en territorio negativo, pero cosechando resultados positivos de su política de bajos precios.

Asda - Christmas

La carrera navideña otro año más plagada de descuentos.

Se acaba Halloween y empieza la carrera navideña para los retailers en este país, con el surtido especial para la celebración en todas las tiendas: regalos, comida, etc…

Sin embargo, y es algo que ya empezó el año pasado, lo que más se ve es unas rebajas continuas para estimular la compra. Hemos cerrado noviembre con el Black Friday y el Cyber Monday, que en vez de ser dos ocasiones puntuales se han extendido varios días dando un mensaje de la posibilidad de comprar gangas en todos los negocios. Algunos analistas consideran esto bastante negativo, igual bueno en el corto plazo, pero poniendo más razones en la cultura de la compra inteligente que los consumidores han desarrollado durante la crisis. Por no decir del caos vivido en algunas tiendas de Tesco y Asda – donde tuvo que intervenir la policía para evitar que las aglomeraciones ocasionaran males mayores – y las webs continuamente caídas de algunos retailers que no pudieron absorver el tráfico.

Y después de estas dos fechas, continúan las rebajas en un buen número de retailers, que crean eventos especiales durante el fin de semana o bien viven en el modo “descuentos especiales” de forma permanente.

Marks & Spencer en modo descuento permanente.
Marks & Spencer en modo descuento permanente.

Marks & Spencer: la solidaridad para crear tráfico

Hace unas semanas Tesco anunció que donaba los beneficios de la venta de hielo a la asociación en el Reino Unido que promueve la investigación contra la enfermedad que atrofia los músculos. Sin embargo, en sus tiendas no se explicaba esto, lo que sin duda hubiera inspirado a algún comprador.

Marks & Spencer aborda su colaboración con la lucha contra el cáncer de otra forma. Esta vez, desde el punto de venta, el lugar donde ponen la atención los clientes. Y además, anunciando que si consumen en la cafetería el retailer donará dinero, de forma que así llevan clientes de la tienda a la cafetería… multicanalidad pura.

M&S Biggest Breakfast

Los supermercados son despensas.

Lo tienen claro los retailers en UK y están reaccionando a los cambios. Los consumidores están abandonando poco a poco las compras grandes de fin de semana y cubren sus necesidades gracias a compras online y pequeñas compras entre semana a los supermercados que llaman de conveniencia, y de los que las grandes cadenas abren en su conjunto más de 400 tiendas al año, principalmente en Londres.

Las frecuencias de compra están aumentando, la fidelidad disminuyendo (según Shoppercentric, los clientes de Waitrose visitan una media de 6,2 tiendas distintas al mes, y eso que Waitrose es la cadena que está haciendo cosas distintas en fidelización y con mucho acierto) y en consecuencia, el tiquet medio también bajando.

Por eso los supermercados cambian los surtidos, los productos, amplian los horarios y lo comunican. Somos tu despensa, compra aquí para la cena de esta noche. Y por la mañana, el desayuno camino de la oficina.

Saisnbury - stock for tonight