Waitrose & Partners: Resultados FY2018/19

La semana pasada, el grupo al que pertenece Waitrose, The John Lewis Partnership, presentaba los resultados anuales. A la cadena premium le pasa algo parecido que a Marks & Spencer: la parte del negocio de non-food no genera muchas noticias positivas, y la parte de alimentación es un poco la que salva el día, aunque tampoco esté para mucha fiesta.

Las ventas anuales han crecido un 1.2% hasta alcanzar los £6.800 millones. Los beneficios crecen gracias a sus esfuerzos en la reducción de costes.

Lo más positivo ha sido la evolución del negocio online, que crece un 14%. Sus proyectos en la web y la app de compra, donde han introducido varias mejoras, han facilitado las compras a los clientes. También – aunque ya cae fuera del periodo del que presentan datos – han recibido un gran impulso tras el anuncio del acuerdo entre Marks & Spencer y Ocado, con muchos clientes descargándose la app de Waitrose. Parece que son más fieles a los productos de Waitrose que al servicio de Ocado. A pesar de esto, el fin del acuerdo entre Waitros y Ocado va a suponerles perder a su cliente más grande, dado que Ocado vende cerca de 4.000 referencias de MDD y vino de Waitrose a través de su web.

El canal online es el que mejor resultado les ha dado a Waitrose durante el 2018.

También han anunciado el cierre de otras cinco tiendas, con 400 puestos de trabajo en riesgo. El año pasado han cerrado otras cinco, cuatro de ellas vendidas a The Coop.

Navidades en UK: Tesco y los Discount ganan!

Esta semana ya hemos podido salir de dudas sobre quién se llevaba la corona del gran consumo durante el periodo navideño, gracias a la presentación de datos de Kantar y de los resultados de la mayoría de supermercados. Como en los últimos años, las cadenas discount son las que han logrado mayor crecimiento, y para el resto de las cadenas, Tesco ha logrado cerrar un periodo muy bueno.

Felices en Tesco. Fotografía de Tesco

Los datos de Kantar permiten alejar un poco las noticias pesimistas que hemos ido recibiendo hasta ahora, y que auguraban un mal año para los supermercados. Las ventas han crecido unos £450 millones, un 1,6% más que el año pasado, a pesar que la inflación es la mitad que el año pasado. Sin embargo, para el retail no alimentario las fiestas han ido mucho peor. Según los datos de la patronal BRC el aumento de ventas interanual es de 0, con ventas comparables de -0.7%. Los hogares siguen bajo presión, y el 60% de los compradores tratan de rebajar sus gastos. Durante el periodo los discounters han alcanzado una cuota de mercado record, con un 12,8% la de Aldi y Lidl combinada, y han comprado en ellos el 66% de los compradores británicos.

Otro dato habitual en las navidades es el crecimiento de las ventas de MDD premium. Este año se ha reducido a la mitad el crecimiento que experimentaron estas gamas el año pasado, quedando en un 3.7%. Una vez más, los discounters ganan, con Lidl viendo como su gama Deluxe crece un 33%. Asda también ha experimentado un gran crecimiento de su gama premium.

Por lo que respecta a los resultados que se han presentado, Tesco y Aldi son las cadenas que han logrado mejores cifras. Cada cadena presenta datos de distintos periodos contables, algunos de un trimestre, otros de las semanas navideñas, por lo que no se pueden comparar directamente.

Aldi presenta ventas para sus negocios en el Reino Unido y en la República de Irlanda. Las ventas han crecido un 15% y han alcanzado los £10.000 millones. Su gama premium “Specially Selected” ha crecido un 30%, y también las bebidas alcohólicas han logrado un buen resultado.

La principal cadena del país, Tesco, parece haber tenido las mejores navidades en muchos años. Las ventas comparables para seis semanas antes de Navidad han crecido un 2.2%, por encima de la inflación, y es muy buen resultado para la situación actual del mercado. Si contamos todo el trimestre, las ventas crecen un 1.2% (0.7% en ventas comparables). Los productos frescos les han ayudado a obtener estos resultados, con buenas ventas en carne y frutas y hortalizas gracias a las promociones del “Festive Five” y piezas para asar a mitad de precio. También este periodo a supuesto un gran esfuerzo en el relanzamiento de su nueva MDD, que los consumidores, según Tesco, aprecian y reconocen como de muy buena relación calidad precio.

Sainsbury’s retrocede en ventas, lastrado por una pérdida de 2.3% de la gama de no alimentación y de -0.2% en ropa. Las ventas de alimentación han crecido un 0.4%. En total, las ventas comparables retrocedieron un 1.1%. Por canales, convenience con un 3% y online con un 8% han sido los que mejor se han comportado. Según el CEO de Sainsbury’s, sus clientes han contenido el gasto y no han comprado productos tan premium como otros años.

Las ventas comparables de Morrisons han crecido un 3.6%, un gran resultado, pero hay que tener en cuenta que una parte importante de estas ventas vienen de la sección de venta mayorista, el negocio que tiene para vender productos de marca Morrisons a Amazon y productos de marca Safeway a McColl’s.

Las ventas en tiendas han crecido un 0.6%, menores que las del anterior trimestre, pero todavía positivas. Sienten la competencia de los discounters, que están abriendo muchas tiendas en el norte de Inglaterra, zona Morrisons. Aunque notan que se reduce el número de transacciones, éstas son mayores, con más gasto y más artículos, compensando la pérdida de clientes por ahora.

Además anunciaron que bajaban el precio de casi 1000 artículos básicos una media del 20%, volviendo a la costumbre de la guerra de precios que vivimos hace unos pocos años.

Las cadenas premium no han obtenido buenos resultados. Waitrose presentó un crecimiento de 0.2% (un 0.3% en ventas comparables), mejorando mucho la semana de Navidad en ventas lo que hasta entonces había sido una campaña mala. Marks & Spencer se encuentra en peor forma: parece que los problemas del negocio non food se han contagiado al alimentario definitivamente, y las cifras son malas en todas las partes del negocio. Las ventas de alimentación bajan un 1.2% (-2.1% en ventas comparables) y las ventas de todo el negocio bajan un 3.9%. Han crecido en volumen, y el menor negocio, dicen, es consecuencia del cambio que están llevando a cabo reduciendo las promociones y estableciendo una política de siempre precios bajos.

Quedan por conocer los datos de Asda, Lidl y The Coop. Kantar les da crecimientos del 0.7%a Asda, y 9,4% a Lidl.

Empieza un 2019 que promete ser muy intenso en el mundo del gran consumo. Tenemos por delante la resolución del Brexit, y de la posible fusión entre Asda y Sainsbury’s, que de producirse alguno de estos eventos, las condiciones del mercado cambiarán de forma significativa.

El Veganuary se hace mainstream.

Las campañas en el gran consumo suelen estar relacionadas con celebraciones más o menos arraigadas en la sociedad, o con ocasiones importantes: Navidades, la vuelta al cole, la Semana Santa, el Ramadán, los mundiales y las olimpiadas, San Valentín, y últimamente Halloween.

El Veganuary es una campaña muy reciente, que al abrigo de los deseos más o menos generales de los consumidores de moderar su consumo durante enero tras los excesos navideños, ha sido impulsada por varios grupos activistas para lograr adhesiones y así reducir el consumo de carne. Han tenido tanto éxito que llevamos ya dos años hablando de “plant power” y cada vez vemos más supermercados y restaurantes apuntándose a la moda, hasta que hemos llegado a este año en el que ya podemos considerar al Veganuary prácticamente como otra campaña más en el mundo del gran consumo.

Las cadenas de supermercados no solamente han renovado la decoración de los lineales poniendo énfasis en las zonas donde están los platos preparados veganos y vegetarianos y los sustitutivos de la carne, si no que también han elegido este mes para incorporar nuevas referencias y lanzar nuevas gamas de su MDD.

Marks & Spencer ha presentado Plant Kitchen, su gama de productos vegetarianos y veganos. Aunque tenía algún plato preparado, ahora los han juntado en una gama de 60 referencias, junto con varias novedades y productos de otras secciones como salsas, snacks, pizzas, etc. Además la cadena ha tenido un cuidado especial a la hora de elegir el material de packaging, evitando plásticos que no se suelen reciclar en UK. Sainsbury’s y Waitrose también amplían su gama de productos vegetarianos y veganos. Aunque empezaron antes a ofrecer este tipo de productos, no tienen tantas referencias como Marks & Spencer.

Varios fabricantes también presentan novedades, como Ben & Jerry que trae nuevos helados completamente veganos (basados en coco) a los lineales, Bol, que aunque ya todas sus referencias sean veganas aprovecha el empuje del mes para lanzar nuevos productos y anunciar la utilización de materiales de packaging que se reciclan con mayor facilidad,

En el mundo del foodservice los ejemplos también se multiplican. La gran mayoría de cadenas tienen ya una oferta vegetariana y vegana, pero han aprovechado este mes para lanzar nuevos productos y generar buenas noticias sobre sus marcas:

  • McDonalds lanza su Happy Meal vegano basado en una fajita también vegana que incluyeron en su oferta hace unos pocos meses. El plato es de unos goujons hechos de arroz, legumbres y verduras, en vez de las típicas piezas de pollo rebozado, por ejemplo.
  • Gregg’s, una de las cadenas de panaderías y food to go más populares en el Reino Unido (casi 1,900 tiendas) tiene ya su versión vegana de su famoso “sausage roll”, un tentenpié típico del Reino Unido que consiste en una salchicha dentro de una pasta de hojaldre. La versión vegana trata de imitar a la tradicional, con una salchicha de Quorn.
  • La cadena de fast food saludable Crussh ha convertido una de sus tiendas en restaurante vegano. Ofrece 70 productos como bocadillos, ensaladas, snacks y postres veganos durante el mes de enero. El resto de restaurantes de la cadena van a ver ampliada su oferta de productos veganos.
  • La cadena TGI Fridays pone a la venta en UK una hamburguesa vegana preparada a partir de proteína de setas. Llevan ya un año vendiendo en USA las hamburguesas de Beyond Meat, pero estas son de otro fabricante.
  • Pizza Hut ofrece Jack ‘n’ Ch**se, una pizza vegana con sustituto del queso de la marca Violife y el casi omnipresente Jack Fruit, la fruta tropical que imita la textura de la carne del cerdo, y está presente en muchos platos preparados veganos.

Tras enero, sin duda seguiremos hablando mucho de la tendencia vegana. Según Kantar, la categoría de productos veganos y sin carne había crecido un 14% hasta alcanzar unas ventas de £352.10 millones en agosto del 2018, y para un periodo similar, según Mintel, un 14% de los nuevos productos que habían lanzado las cadenas británicas era vegano.

El Veganuary empieza en Diciembre.

El ascenso de la corriente actual de reducir el consumo de carne y sus productos, sustituyéndolos por alternativas vegetales se aceleró hace un par de años cuando la campaña post navideña instaba a los consumidores a llevar a cabo cambios en sus hábitos de vida y consumo, para vivir un mes de Enero más saludable, fue tomada por los partidarios del veganismo y pasó a llamarse “Veganary”. De promocionar los smoothies pasamos a dejar de comer carne.

Navidades: del Beef Wellington al Beet (Remolacha) Wellington

Naturalmente, el enero vegano ya dura todo el año al ser una moda establecida en la sociedad, y estos días lo estamos notando claramente en la oferta navideña de los supermercados, que este año es, decididamente, más vegetal que nunca. A lo largo del año la oferta de productos veganos y vegetarianos ha crecido muchísimo, y los platos preparados sin carne ya suponen, según Kantar, un negocio de £310 millones anuales, con crecimientos del 50% en Tesco, y de un 20% en Waitrose (solamente para la subcategoría de platos para compartir).  Estos platos no son solamente nuevas creaciones basadas en recetas que utilizan ñunicamente ingredientes vegetales, también vemos platos populares como lasañas, mac’n’cheese, beef wellington etc que tienen su versión vegana, utilizando productos que sustituyen la carne o los lácteos. 

Para esta campaña tenenos un buen número de opciones para los platos principales de la comida navideña, acompañamientos y entrantes. Incluso en el food to go tenemos alternativas veganas a los bocadillos tradicionales de navidad, como el del asado de pavo con guarnición. Tesco, por ejemplo, ha multiplicado por dos sus referencias veganas/vegetarianas respecto al año pasado, y las demás cadenas tambíen ofrecen muchos más productos.  Y es que se calcula que un 8% de los británicos van a optar por un menú navideño sin carne, una opción que estará presente en el 20% de los hogares.

Y tras las navidades vuelve el “Veganuary” que se ha convertido ya en un evento del gran consumo como lo es la vuelta al cole, el día de San Valentín, o Halloween. Hace unos años bastaba con hacer promociones de productos saludables. Ahora las cadenas planean el lanzamiento de nuevos productos para enriquecer sus gamas vegetarianas.  Llegarán a las tiendas los productos alternativos al atún de Good Catch y de Loma Linda, los snacks de Peakz y Boundless, los sustitutivos de la carne de The Meatless Farm & Co, etc. 

Antes del Veganuary, Enero era el mes de la alimentación saludable.

A pesar de esto, las ventas de carne y pescado siguen unos patrones parecidos a los de los últimos años: paulatino descenso de la carne roja, crecen la carne de cerdo y sobre todo la de pollo, y el pescado, que tuvo un muy malo 2017, pero este año ha sido la proteína animal que mejor se ha comportado, según los datos que recoje Kantar, creciendo por encima de la inflación. Todavía 9 de acada 10 hogares compran proteína animal. 

Waitrose: fidelizar con experiencias.

La idea que la línea entre supermercados y restaurantes se va difuminando no es muy nueva, pero parece lejos de estar agotada y seguimos viendo nuevos desarrollos. Esta vez es Waitrose, el retailer premium que tiene como objetivo atender al nicho de clientes foodies con medio/alto poder adquisitivo.

Fotografía Waitrose

Waitrose ya tiene un buen número de iniciativas para reforzar la experiencia de compra en sus tiendas mediante la restauración: su tienda en Canary Wharf tiene un restaurante desde hace casi 10 años, muchas de sus tiendas tienen cafeterías, barras de zumos, y algunas de ellas tienen un bar de vinos y tapas, donde puedes tomarte una copa picando un poco de jamón mientras escuchas una banda de jazz tocar entre los lineales de vino, e incluso un par de ellas tienen una escuela de cocina!

Hace unos meses probó a montar cenas en uno de sus supermercados, y la experiencia es tan positiva que ha decidido extenderlo a otros 42 en los próximos tres meses. La modalidad es la de “Supper Club”, y se monta en una tienda un día señalado con un concepto determinado. Puede ser la noche africana con platos del continente, la noche vegana, etc, y unos chefs preparan un menú utilizando ingredientes del surtido de Waitrose. Por ejemplo, ahora que Waitrose ha lanzado un par de nuevas referencias de comida malaya y filipina, no les extrañe que monte una cena alrededor de la cocina de esos países!

Estas cenas las organizan WeFiFo, que es una de las empresas que ganaron el último certamen de start ups de JLAB (John Lewis Lab, otra empresa de la matriz de Waitrose) y que se dedican a organizar este tipo de eventos.

Sin duda es algo que encaja muy bien con el tipo de clientes de Waitrose. Es llevar la experiencia de compra un poco más lejos, con cenas en las que puedes explorar nuevas gastronomías. Waitrose pone en su web las recetas de algunos de sus supper clubs, para que los que las disfrutan luego puedan llenar su carrito en Waitrose y replicar la experiencia en casa!

Waitrose & Partners: tendencias de consumo en UK.

La cadena de supermercados Waitrose & Partners acaba de publicar su interesantísimo informe anual analizando algunos aspectos de  los hábitos de compra y consumo de alimentos de los británicos. El estudio se compone de una encuesta a una muestra de la población y focus groups, y luego cruzan esta información con sus propios datos de ventas, expertos en tendencias, etc. Realmente interesante.

El año pasado, por ejemplo, hablaban de como el consumidor se estaba centrando todavía más en el valor a la hora de comprar y en la reducción del tiempo entre la compra y el consumo de los alimentos. Más de un 65% de los encuestados visitaban más de un supermercado al día de forma más o menos frecuente. De esta forma logran controlar el gasto, reducir la merma, comprar lo que les apetece en el momento, y no les hace falta planificar tanto las compras.

Este año destacan el deseo de los consumidores de cuidarse y de cuidar el planeta. Es la era del consumidor con conciencia.

Naturalmente el plástico tiene un capítulo destacado. Los consumidores buscan activamente formas de reducir el uso de plástico, ya sea rellenando las botellas de agua, llevando su propio vaso de café reutilizable a las cafeterías, y la práctica totalidad de consumidores han cambiado su actitud frente a los plásticos tras ver el famoso programa Blue Planet de la BBC (un 88%!), que fue el punto de inflexión para esta cuestión.

WR Coffee Cup.jpg
Waitrose dedica espacio en sus lineales para productos que permiten a los consumidores utilizar menos plástico: bolsas de tela, vasos de café reutilizables, botellas de agua que se pueden rellenar, etc.

Otro de los grandes titulares es que la práctica de sustituir la carne por frutas y verduras ya es una moda establecida, dejando de ser tendencia. Un 12,5% de los británicos se declaran veganos o vegetarianos, y más del 20% flexitarianos. Además de consumir menos proteína animal (un 33,5% lo intenta de forma activa), los británicos prefieren la de mayor calidad cuando la consumen. Junto con la oferta en los supermercados, también el canal horeca a mejorado muchísimo su oferta vegana y vegetariana en estos últimos meses, y proliferan los restaurantes completamente libres de carne. Los principales motivos que citan los consumidores para cambiar su dieta e incluir más vegetales son el bienestar animal (55%), seguido de cerca por la salud y el medioambiente.

WR - Veg I.jpg
Waitrose ha apostado este año por productos para vegetarianos y flexitarianos, con multitud de referencias que imitan platos tradicionalmente de carne.

Waitrose - Dairy.jpg
El 25% de las referencias de “leche” son alternativas vegetales a la leche de vaca. Y encontramos productos tanto en ambiente, en refrigerado y en food to go, como en la fotografía.

Este informe es una fotografía del 2018. En las próximas semanas empezaremos a ver las predicciones de las distintas agencias para el 2019, en el que sin duda habrá más salud, más personalización y más convenience.

Waitrose & Partners te deja la compra en casa.

Waitrose Unattended deliveries fa623911-49aa-43c9-9c73-f287bf9fa9c3-original.png

Antes era Tesco la cadena que no paraba de hacer tests con nuevas ideas, sobretodo en el canal online, pero tras el cambio de CEO y el natural foco en recuperar el negocio, el protagonismo se reparte entre sus competidores. En este caso es Waitrose el que nos trae un desarrollo que ya funciona en Estados Unidos: la entrega de compras online en casa cuando el cliente no está.

Por ahora se trata de un piloto en un barrio de Londres, y los clientes tienen que tener una cerradura especial que permite abrir la puerta con un pin temporal. El cliente que efectúa la compra crea un acceso temporal que se envía al conductor de la furgoneta que lleva la compra, y éste mete la compra en casa y deja los productos frescos en la nevera, los congelados en el congelador, etc. Todo el proceso de entrega queda registrado en unas cámaras que lleva el conductor, y el cliente puede ver el vídeo grabado, aunque no en tiempo real.

Es un piloto con 100 hogares, y esperan en seis meses poder ofrecer el servicio a 1,000 clientes más.  El piloto inicial tiene un pedido mínimo de £25, y se tienen que hacer tambíen como mínimo 6 pedidos.

Es una forma de ofrecer más flexibilidad para los clientes de Waitrose, y también de ocupar mejor los circuitos de entregas, que no tendrán que estar tan condicionados a las horas en las que los clientes están en casa.

Waitrose: entregas compras alimentación en dos horas.

Waitrose Rapid Delivery Shop.jpg

Waitrose & Partners se suma también a las entregas ultra rápidas de compras online de gran consumo en Londres: acaban de lanzar el servicio Waitrose Rapid Delivery. La cadena dice que un número importante de sus clientes (sobre todo los más jóvenes) están dejando de hacer la compra grande semanal y la realizan distribuida a lo largo de la semana, con casi dos tercios de ellos visitando regularmente más de un supermercado al día, según la misión de compra del momento. Con esta iniciativa Waitrose quiere dar servicio a los consumidores pobres en tiempo que demandan inmediatez, y naturalmente, poco sensibles al precio.

Por ahora solamente cubre el centro de Londres (parte de la city y el West End), algunos barrios del Oeste (Kensington, Chelsea y Fulham) y dos zonas de Croydon, donde dice Waitrose que hay muchos compradores de convenience a los que les puede ser útil este servicio.

Como las otras iniciativas, el cliente puede elegir entre un surtido limitado (esta vez 1,500 referencias) un máximo de 20 unidades que se entregan en bicicleta. El surtido es bastante completo, e incluye productos frescos, platos preparados y bebidas alcohólicas, pensado para la persona que compra la cena. La compra mínima es de £10 y el cargo por entrega es de £5.  El cliente puede elegir entrega el mismo día eligiendo la hora, o recibir los productos lo antes posible dentro de un plazo de dos horas. El servicio tiene una web dedicada.

El propio personal de Waitrose conforma los pedidos, tomando productos de dos tiendas Waitrose o del dark store que tienen en el sur de Londres. Pero las entregas las realiza personal de otra empresa (un modelo seguido por M&S y otros) que se llama On the Dot, una subsidiaria de la empresa de logística City Sprint. On the Dot ya trabaja con otras cadenas de retail y restaurantes, y dice tener capacidad para hacer entregas al 88% de la población británica.

Tesco ofrece un servicio parecido a través de su App Tesco Now. 20 productos con un coste de entrega de £8 para entregas en una hora, y £4 para entregas en un plazo de dos horas, pero cubriendo las zonas 1 y 2 de Londres.

Waitrose cambia de nombre.

Waitrose new logo.jpg

Desde que estoy aquí, casi 8 años, ya he visto cambios de logo de Asda, Morrisons, The Coop, Aldi y Marks & Spencer, y pequeños retoques en Sainsbury’s… pero es la primera vez que una cadena cambia de nombre!

Esta mañana Waitrose, la octava cadena del Reino Unido con un 5% de la cuota de mercado, anunciaba el cambio de nombre, y pasará a llamarse Waitrose & Partners.

El cambio quiere reflejar un elemento único de la cadena, y es que los trabajadores son los dueños del negocio. En realidad, el negocio se llama John Lewis Partnership (que también pasa a llamarse John Lewis & Partners) y tiene grandes almacenes y los supermercados Waitrose. El cambio trata de significar el compromiso de los trabajadores con el negocio, puesto que es suyo, están motivadísimos para hacerlo muy bien y lograr que el cliente vuelva una y otra vez.

Waitrose - Waitrose & Partners.jpg

Ya hay un par de tiendas en Londres con la nueva señalética, y se espera que poco a poco las demás vayan cambiando. La MDD también llevará el nuevo nombre, y han anunciado que a partir de octubre ya aparecerán los primeros productos con la nueva imagen.

Veremos como queda el cambio. No estoy muy seguro si es algo tan importante para los clientes de la cadena, ni si comunicarlo de una forma tan intensa servirá de algo. Los clientes seguramente pensarán en que es una cooperativa y ya está. Hasta ahora Waitrose comunicaba calidad de producto, procedencia (británica) y métodos de producción respetuosos con el medio ambiente (ecológicos, bienestar animal) y meter ahora en la ecuación de la comunicación esto, creo que va a confundir más que aportar.

Pero si el cambio puede motivar a los que trabajan en Waitrose y hacerles llegar un poco más lejos para dar servicio, entonces seguro que tendrá un efecto muy positivo en las ventas. Lo hemos visto por ejemplo con Tesco.

Morrisons y Asda: frescos sin plástico.

Algo que sorprende bastante de los supermercados británicos es que incluso en los hipermercados, la gran mayoría de los productos en frutería están envasados, y hay poco granel. Por eso parece normal que ahora que todas las cadenas se han comprometido a reducir el plástico en sus operaciones, la frutería haya sido una de las primeras secciones en las que se hayan puesto a trabajar. Aunque por ahora parecen más bien medidas mínimas y lo que se trata de maximizar es la publicidad de la acción.

Morrisons_NakedCucumbers_03JPG.jpg
Un empleado de Morrisons mostrando los “pepinos desnudos” del retailer.

Morrisons anunció la semana pasada que iba a vender pepinos sin la habitual funda de plástico. La medida va a afectar a los pepinos del Reino Unido y de Holanda, y desde marzo a octubre. La medida reduce la vida útil de los pepinos, de siete a cinco días, por lo que se ha criticado un poco por la importancia que se le da también a la reducción del desperdicio alimentario. Pero según Morrisons el impacto va a ser importante, y le va a permitir al retailer ahorrarse 16 millones de fundas de plástico.

Otras medidas de Morrisons son el permitir que los clientes se lleven la compra de carnicería y pescadería en sus propios contenedores, por lo que Morrisons se ahorra tener que envolverlos. Y están instalando fuentes de agua potable en sus tiendas, para que los clientes puedan rellenar allí sus botellas rellenables de agua.

Asda también ha anunciado medidas. En abril nombraba a Nikki Dixon responsable del proyecto de reducción del plástico en las operaciones del retailer, y firmaban un acuerdo con la Universidad Beckett de Leeds para el análisis del problema y las posibles soluciones. Las primeras medidas que se conocen también son de la sección de frescos, y  retiran las fundas de plástico de los colinabos y en las próximas semanas de los espárragos. El compromiso de Asda es de reducir el uso de plástico en su MDD un 10% de aquí al 2019.

Waitrose, que quiere eliminar los plásticos negros de su MDD también está aumentando el uso de bandejas de cartón en su sección de frutas y hortalizas. Lo último que han anunciado es que los tomates ecológicos van a llevar unas bandejas de cartón que se fabrica a partir de las hojas de las tomateras, demostrando también interés en valorizar los subproductos agrícolas.