Tesco acelera. Resultados Q1 FY2017/18

En medio de toda la incertidumbre política, la inflación, y la situación económica que se va deteriorando, Tesco consigue mantener el rumbo, y consolidar los cambios que la dirección ha ido introduciendo estos dos últimos años, y que le han llevado a recuperar el crecimiento.

Tesco Food Love Stories.jpg

Las ventas crecen un 1,6% en UK, y las comparables un 2.3%, impulsadas por los productos alimentarios, donde crecen un 2.7%. La inflación tiene un componente importante, como se viene hablando, pero mantienen crecimientos en volumen, destacando por ejemplo en productos frescos, que siguen creciendo un 1.6% en volumen.

Siguen con la reducción de las ofertas para mantener los precios estables, y, dicen, trabajando muy cerca de los proveedores para evitar que la inflación que todos están sufriendo se traslade entera a los consumidores. La inflación en el Reino Unido se sitúa en el 2,9% actualmente, pero, según Dave Lewis, CEO de Tesco, los clientes de Tesco tienen que hacer frente a una inflación mucho menor gracias a sus esfuerzos, y se muestra satisfecho porque esto les diferencia de sus competidores.

Valoran de forma muy positiva la campaña que lanzaron a principio de año de “Food Love Stories”, y la que lanzaron hace unas pocas semanas, “Helpful Little Swaps”, con descuentos en productos saludables, de forma que los clientes pueden ahorrar hasta un 17% si compran productos bajos en azúcar, sal, grasa, etc.

El canal online crece un 4,8%, y han introducido nuevos programas de suscripción, para conseguir fidelizar a los compradores. También durante este periodo han cerrado dos almacenes de distribución, no necesarios tras las mejoras introducidas en otros, y acaban de anunciar que cierran uno de sus centros de atención al cliente, el de Gales, poniendo en riesgo unos 1,000 empleos. El negocio textil también crece, un 3,7%, pero el non food decrece, principalmente por la disminución importante del número de artículos en promoción, sobretodo grandes electrodomésticos.

Las mejoras que Dave Lewis y su equipo han introducido en Tesco continúan dando su fruto. La situación sigue siendo tan complicada como hace unos años en los que todos estaban perdiendo ventas. Ahora todos crecen – Tesco a más velocidad – pero las dudas continúan, la incertidumbre que se vive no ayuda a que los consumidores se animen a gastar, y antes o después, el gran consumo volverá a sufrir como durante los años de la crisis financiera.

Asda: once trimestres perdiendo ventas.

Seguramente se imaginarán el título de la nota cuando Asda presente los resultados del próximo trimestre… a no ser que lo remedien los nuevos directores.

Esta mañana Asda presentaba los números del primer trimestre del año, y a pesar que dicen estar progresando, poca gente comparte su opinión.

Han perdido en casi todos los indicadores: ventas comparables -2.8; visitantes a las tiendas -2.0%; y valor del tiquet medio -0.8%.  Las ventas crecen un 0.9% gracias a la inflación. En la última nota de Kantar Asda también ganaba ventas, cerrando el mes de abril con un crecimiento del 0.8%.

A pesar de lo malas que son las cifras, marcan una cierta tendencia hacia la todavía lejana recuperación. Las ventas comparables de los últimos periodos han sido -7.5% y -2.9%. El presidente de Asda, Sean Clarke, dice que ya notan la mejora en la disponibilidad de productos, en el servicio y en la calidad de productos frescos. También ha bajado precios en un par de ocasiones, aunque está claro que no van a actuar sólo en el precio, porque será muy difícil poder igualar el de los discounters. Recordemos que en los últimos tiempos, al igual que Tesco, han hecho una revisión profunda de su surtido y eliminado un buen número de referencias, a la vez que en frescos han puesto en marcha una campaña para reforzar su calidad y su imagen de precio, y relanzar las controvertidas marcas de granja.

Asda Berries.jpg
Asda trata de mejorar la experiencia de compra y aportar más información de los productos frescos en sus tiendas

Los consumidores británicos empiezan a sentir como viene otra crisis (ayer se anunciaban los datos de inflación del mes de marzo, los precios crecen un 2.3% mientras los salarios crecen un 2.1%, y empieza a generarse un poco de alarma ante lo rápido que crece la inflación y los sueldos que no logran crecer al mismo ritmo) y en teoría, deberían inclinarse por opciones más baratas, por lo que es posible que esto vaya a favor de Asda… o de los discounters.

El que era el mejor negocio de Walmart fuera de USA sigue sin conseguir superar sus problemas, aunque parezca estar cerca. Mientras sus competidores parecen haber conseguido salir del bache, con iniciativas acertadas y en parte con la ayuda de la inflación, aumentando el valor de sus ventas.

Sainsbury’s: Resultados FY16/17

Sainsbury's Results argossainshab.jpg
Fotografía de Sainsbury’s

Pocas sorpresas en la presentación de resultados del segundo supermercado del país esta semana: el crecimiento en ventas viene dado por la compra de Argos, pero el negocio principal, la alimentación, está un poco parado. Aunque, como defiende el CEO de la cadena, progresa adecuadamente.

Los números son: ventas de £26.600 millones, un 12.7% más que el año pasado, debido a la compra de Argos, el retailer de non-food. Las ventas comparables son de -0.6% y las ventas de alimentación también han descendido un 0.5%. Algo mejor que el año pasado, pero todavía en pérdidas. El efecto de la inflación ha sido muy importante, dada la intensidad de la guerra de precios que se vivió durante el año pasado.

Online es el canal que más crece, con un 8,2%. Es un compomente muy importante de lo que aporta Argos, ya que era una cadena que gestionaba muy bien la multicanalidad. Convenience crece un 6,5% (con unas 40 nuevas tiendas abiertas este año, algo lejos de las 100 o más que abría Sainsbury’s hace pocos años), y el canal de los supermercados pierde un 1.8% de ventas, a pesar de haber abierto 6 tiendas este año. Para el convenience también han anunciado una nueva idea, que es la de buscar franquiciados para el formato Sainsbury’s Local. Es algo que ya ha empezado a hacer Tesco, y responde a que cada vez el canal está más maduro, y es difícil encontrar locales adecuados.

La MDD crece un 2% en ventas, y supone aproximadamente la mitad del negocio de alimentación. Han renovado varias gamas a lo largo del año, y los mejores resultados los obtienen en las de food to go y la de free from. El convenience y la salud otra vez. También han mejorado en cuestiones operativas. Tienen un ambicioso proyecto de ahorro de costes y de introducción de mejoras, que les tiene que ir llevando a un menor número de roturas de stock y ofrecer mejor servicio.

El protagonista ha sido Argos, con una gran unanimidad sobre lo acertado que fue la compra, y lo bien que está integrando Sainsbury’s el negocio de Argos en el propio. Han abierto 59 tiendas en sus supermercados, y no sólo mejoran las ventas de Argos si no que también las de los supermercados. Esperan tener abiertas 250 tiendas de este tipo para el fin del 2019,  a la vez que siguen abriendo puntos de recogida de pedidos (ahora tienen 207). Incluso quieren abrir estas pequeñas tiendas dentro de supermercados urbanos, aunque sean tiendas algo más pequeñas.

Mirando los datos de los últimos tres meses la cadena puede sentirse algo más optimista. Podemos ver como las medidas de Sainsbury’s están teniendo efecto, y les están llevando al terreno de crecimiento. Según Kantar, las ventas de gran consumo para Sainsbury’s han crecido un 1.7% en los últimos tres meses. Sin duda, en gran parte debido a la inflación, pero seguro en parte a una mejora del volumen, y en el fondo, crecimiento.

¿Convence la recuperación de Tesco? Resultados FY2016/17

Hoy ha sido un día curioso. Dave Lewis, CEO de Tesco, presentaba los números de la empresa que dirige. Tesco vuelve a crecer después de siete años sin hacerlo, tras haber pasado por una larga serie de contratiempos, y ha cerrado una etapa al haber acordado la multa de sus infracciones contables de hace cuatro años. Los datos, que superan a los esperados, sin embargo, han sido recibidos por el mercado de forma muy tibia, y a lo largo del día las acciones de Tesco han perdido un 4.2% de su valor. ¿Por qué no convence?

Tesco PLC 12 April.jpg

Las cifras son muy positivas, y se nota sobradamente el gran trabajo del nuevo equipo que dirige Tesco.  Las ventas totales del grupo crecen un 4.3%, y las ventas comparables en UK crecen un 0,9% (+1.3% para el negocio alimentario). Han recuperado margen también, gracias a las eficiencias introducidas y los cambios en el surtido. Han pasado del 1.8% del año pasado al 2.3%, esperando cumplir el objetivo del 4% en el 2020.

Una de las medidas más disruptivas de Tesco ha sido la reducción del surtido y su mejora en MDD de frescos. A lo largo del año han seguido dando de baja productos, reduciendo el número de referencias a la venta en un 7% este último año (y un 24% desde que empezó el proyecto Reset). Pero esto no significa que no hayan introducido referencias nuevas: este año unas 4.400, pero de productos muy centrados en las nuevas necesidades de los consumidores. Por ejemplo, se han dado de alta muchos alimentos “free from” (sin gluten, lactosa, etc) o el caso de la cerveza que es muy ilustrativo, al darse de baja muchas referencias de dos grandes marcas como Heinenken y Carlsberg, e introduciendo un buen número de cervezas artesanales, que ha logrado duplicar las ventas del segmento de este tipo de cervezas.

Las mejoras en la gestión se notan en los seis pilares estratégicos del retailer:

  • mejorar la percepción de la marca: lavar la mala imagen que se ganaron durante la etapa del CEO anterior, y volver a conectar con los clientes. La campaña Food Love Stories ha conseguido acelerar esta mejora.
  • ser más eficientes
  • reducir la deuda a base de generar liquidez por ventas: después de vender el negocio de Corea del Sur, Tesco ha seguido desprendiéndose de negocios en UK no estratégicos, o de negocios de retail en otros países. Gracias a estos ingresos han conseguido reducir la deuda en un 27%
  • aumentar el margen
  • obtener valor de las propiedades inmobiliarias: tras la corrección severa del valor de terrenos comprados por Tesco para construir hipermercados en el futuro, estos dos últimos años Tesco se ha dedicado a recomprar leases de tiendas, y vender solares donde no piensa construir tiendas
  • innovar: dando de alta nuevos productos, introduciendo nuevas formas de pago como PayQwiq, etc.

Y otro buen ejemplo son los hipermercados. Tras varios trimestres desastrosos en los que las ventas comparables habían llegado a valores hasta -7%, llevan cuatro trimestres creciendo en ventas. Calculan que les quedan unos cien mil metros cuadrados que han quedado liberados por los cambios de hábitos y las compras online, y van a seguir buscando retailers partners  que quieran poner sus tiendas en estos espacios.

Recordemos también que hemos pasado por un periodo de guerra de precios, que aunque ya se haya acabado, ha estado vigente durante la mayor parte del año fiscal.

Entonces, ¿qué problemas le ven los inversores a Tesco? Principalmente tres, la deuda que sigue siendo muy importante, las pensiones, que es un problema que se arrastra desde hace años, y las provisiones que se han hecho, y que de realizarse podrían alterar mucho estos resultados. Las provisiones vienen dadas primero por las consecuencias del problema contable de Tesco, que a pesar de haber acordado ya una multa con la Serious Fraud Office, todavía es posible que tengan que pagar más según se cierren las demandas iniciadas por varios inversores. Y después, la compra de Booker. Es un proyecto increíble, y que si sale adelante sin que Tesco tenga que vender tiendas, sería una jugada maestra. Sin embargo, pocos confían en que Tesco no tenga que desprenderse de un número grande de tiendas convenience para hacerse con el mayorista. Entonces, seguramente la adquisición no aporte tanto valor como la amplia presencia en el canal que se perdería. Se pagaría un precio muy elevado.

La magia de Dave Lewis puede quedar en nada, pero fuera de la City y desde pie de tienda, las cosas se ven mucho mejor.

Coop: Resultados FY 2016

The Coop Greenwich.jpg

La semana pasada la cadena más veterana del top 10 presentaba sus resultados anuales. Los medios generalistas se centraron en la cuestión del banco, ensombreciendo unos muy buenos resultados y una gestión que ha conseguido cambiar el rumbo de la cadena.

The Cooperative es un negocio múltiple, compuesto de los conocidos supermercados, varias tiendas online poco importantes, y un negocio de servicios, los de seguros y de funerales de buena salud, y el bancario, en pésimo estado. La cadena compró hace unos años a uno de sus rivales, Somerfield, y la digestión, los cambios de rumbo tomados para digerir la compra y aprovechar lo que parecían oportunidades, la crisis financiera, y un negocio en el fondo muy anticuado casi acaban con The Cooperative. El nuevo equipo, liderado por Steve Murrell y Allan Leighton, ha conseguido modernizar el negocio, renovar la MDD, racionalizar los surtidos de las tiendas, y conseguir que los clientes vuelvan a las tiendas (a pesar de ser más caros que sus competidores).

Los números que nos interesan son los del gran consumo: han cerrado el año con 2774 supermercados, unos 30 menos que el año pasado. Y seguramente cerrarán el 2017 con menos aún, porque se acaba de materializar la venta de 300 tiendas pequeñas a McColl’s. Esto corresponde a un esfuerzo de homogeneizar el parque de tiendas, y tenerlas lo más parecido posible, para facilitar la gestión.

A pesar de esta reducción en m2 de sala de venta, y la guerra de precios, han cerrado el año con un 1% más de ventas, y un 3,5% en ventas comparables. Siguen avanzando en centrarse exclusivamente en el convenience, y han cerrado o vendido 142 tiendas que no se podían adaptar a este modelo, por ubicación o por ser demasiado grandes.

A pesar de haber anunciado una cierta relajación en sus compromisos con los productos de comercio justo, siguen elevando el nivel de políticas de compras, con el compromiso de para el mes de mayo utilizar el 100% de carne británica en sus productos de MDD (incluyendo platos preparados). Serán la primera cadena del país en alcanzar este hito. También han renovado su gama de MDD premium, y ajustado el surtido de sus tiendas para hacerlo más relevante al lugar donde están.

La mala noticia vino por la actualización del valor del banco en su balance. Esto les hace entrar en pérdidas, a pesar de lo bien que va el negocio de alimentación, y los demás (el negocio de seguros ha crecido un 28% y el de funeraría un 3%). También este año han perdido el quinto puesto del ranking de supermercados de Kantar, al haberles superado Aldi. Un pequeño contratiempo, pero siguen en el buen camino asentando las mejoras en su modelo de negocio.

Tesco: se acerca el fin del escándalo contable.

Tesco Corridor.jpg

Ayer lo adelantaba Sky News y hoy aparece confirmado. Los abogados de Tesco están acabando de concretar un pacto con la Serious Fraud Office para cerrar el caso. Seguramente Tesco tendrá que pagar una multa de unos £130 millones. La cifra sobre la que gira la multa supondría aproximadamente el 10% de los beneficios operativos que Tesco espera obtener este ejercicio, y no es tan alarmante como lo que se había previsto al principio. Aunque también hay que considerar que Tesco tiene que pagar los costes judiciales del proceso, y otros £85 millones como parte del proceso de investifación de la Financial Code Authority (FCA) y que supone compensar las pérdidas de un cierto número de accionistas que vieron reducido su dividendo por las malas prácticas de los gestores del supermercado.

Además de todo esto, es positivo cerrar otra parte del legado del anterior CEO, Philip Clarke. Aunque esto haya quedado como un escándalo contable, es fruto de su gestión errática, y de las mala cultura de empresa que se creó a su alrededor. El nuevo CEO, Dave Lewis, tiene muchos puntos buenos que apuntarse, y a pesar de pasar por una guerra de precios tremenda, está consiguiendo darle la vuelta a la situación en la que se encontró Tesco: con un problema reputacional tremendo, empleados desmoralizados y proveedores muy recelosos.

Sin embargo, aunque Tesco cerrara este capítulo, todavía quedan algunos frentes abiertos, demandas de inversores que acusan a Tesco de malas prácticas que afectaron de forma severa a su valor bursátil, y por lo tanto, afectando a sus inversiones. También tendrá que someterse al escrutinio de la SFO durante un tiempo, para asegurar que las buenas prácticas que han diseñado para la relación comercial con proveedores se aplican de forma completa.

 

Morrisons: Resultados Fy 2016/17

La cuarta cadena del país es la primera del top 4 en presentar sus resultados anuales. Y esta vez, después de unos cuantos años, abundan las buenas noticias. Las cifras presentadas por el nuevo equipo de gestores son muy buenas. En apenas un año y unos pocos meses, han conseguido revertir la situación y volver al crecimiento en ventas y beneficios.

Las cifras hablan por sí solas: las ventas crecen un 1,2%, las comparables un 1.7% (Morrisons ha cerrado tiendas que no eran rentables, y tiene unos 5.000m2 menos de superficie de venta frente al año pasado),  y los beneficios han crecido más de un 10%.

Morrisons LFL 2017.jpg
Una gráfica para resumir como Morrisons ha mejorado.

¿Las mejoras? Ya se lo hemos ido comentando en varios de los posts anteriores. Morrisons ha buscado afinar los básicos de surtido, disponibilidad y servicio, y así lograr tener sus tiendas bien atendidas y mejorar la experiencia de compra. Han seguido con varias oleadas de rebajas de precios (la última, centrada en los productos cárnicos (un 17% menos de media para 130 referencias de la categoría).

También les ha resultado muy positivo el relanzamiento de su gama MDD premium, y el impulso a los productos locales (muy en la boca de todos, ahora, pero seguramente algo más fácil para Morrisons por su integración vertical). Están mejorando las tiendas aplicando el programa que llaman “Fresh Look”. 100 tiendas este año con mejor experiencia de compra basada en mejores equipos de refrigeración, una mayor presencia en tienda de los productos que preparan en las mismas, mayor visibilidad de los obradores, y mejoras en las cafeterías. También han realizado algunas mejoras operativas, para poder llevar a cabo la preparación de pedidos online desde las tiendas de forma eficiente.

Online ha contribuido con un 0.9% al crecimiento de las ventas. Trabajan en dos proyectos, la tienda online a través de su colaboración con Ocado, y la venta a Amazon para su supermercado online Amazon Fresh.

No hay aperturas de supermercados planeadas para este año, por lo que el crecimiento viene por seguir mejorando en los básicos, por la renovación de su surtido (han introducido ropa de mujer en sus zonas de non-food), el proyecto convenience (gestionan ahora 10 tiendas en gasolineras del grupo Rontec), y una nueva propuesta mayorista: utilizar la marca Safeway (el supermercado que compraron hace 10 años) para lanzar una gama de productos MDD que ofrecerán a supermercados independientes.

Crecen los dividendos y las ventas, se reduce la deuda, y las inciativas parecen sólidas. Buenas noticias para los de Bradford!

 

Asda: ya se notan los cambios en la dirección.

Asda - Pocket Tap 2.jpg

Desde que Sean Clarke tomó las riendas de Asda en mayo del año pasado, ha habido pocos anuncios en el retailer, y mucho trabajo discreto. Tanto es así, que seguramente la noticia más destacada es lo que no hicieron, al descartar la “guerra de precios nuclear” que habían anticipado algunos analistas.

A pesar de la gravedad del estado de Asda, los últimos resultados, y principalmente a partir de Navidad, muestran como Asda está revirtiendo un poco la situación: se sigue perdiendo ventas, pero a menor velocidad. El último trimestre del año han perdido un 0.6% en ventas (-2.6% en comparables, una gran mejora respecto a los dos trimestres anteriores, con -5.8% y -7.8%), y en los datos que ha publicado Kantar del 2017, van ganando clientes. Sus principales competidores están en una situación algo mejor, pero por lo menos Asda va acercándose a ellos.

¿La receta que han aplicado? La de siempre, la de volver a los básicos. Siguen mejorando en precios, pero también invierten en servicio en tienda, en mejorar la sección de frescos, y en aumentar la disponibilidad de productos gracias en parte de una reducción de surtido. Aunque quieren seguir siendo los líderes de precio del Top 4 (mantienen la promesa de ser un 10% más baratos que la competencia) también buscan mejorar en imagen y ofrecer unos productos de mayor calidad. La campaña “That’s better” (aunque al principio parecía algo confusa, luego más clara con las nuevas referencias de MDD en tienda, de mejor calidad) dicen que ha ayudado. Y también la asociación con el chef de la tele James Martin, que les ha permitido ganar un poco en reputación y desarrollar nuevos productos de mayor calidad.

La mejora en la experiencia en las tiendas viene por dar más razones a los clientes por las que visitar las tiendas. Desde el desarrollo de conceptos de restauración en las tiendas (algo en lo que Tesco también trabajó pero no supo capitabilizar bien) a la cesión de espacio a partners con los que no compite, como la cadena de peluquerías Supercuts, o mini tiendas y puntos de recogida de compra online de Decathlon (aquí Sainsbury’s ha tomado pasos más decididos, con la compra de Argos).

Asda sigue su camino, una revolución que parece por ahora más tranquila que la de sus competidores Tesco y Morrisons.

 

 

 

Ocado: Resultados FY2015/16

A principios de esta semana Ocado, el principal supermercado online del país, presentaba números.

Son muy buenos resultados, aunque la misma música que los años anteriores: crecen las ventas (un 13,6%, hasta alcanzar los £1.267 millones, y crece el volumen un 17,9%), crece el número de clientes (un 13,9%, hasta 580.000 clientes activos), se reduce un poco el valor de la cesta de la compra media (un 2,7%, hasta £108) y siguen sin poder anunciar un acuerdo internacional para vender una licencia de su tecnología.

OCado - I-Fridge.jpg

Este año han lanzado una nueva tienda online, Fabled, en colaboración con Marie Claire. Esto les ha permitido incorporar 3.000 referencias más a su surtido, artículos y productos de cosmética, hasta llegar a un catálogo de 50.000 referencias. Las ventas de MDD crecen un 10%, mientras continúan creando las suyas propias y dejando de vender las de Waitrose.

Algunas de las iniciativas de este año: han incorporado un servicio de sugerencia de cambiar productos en el cesto de la compra por otros menos calóricos, una tienda online para Picard dentro de Ocado.com donde venden productos congelados premium, y Foodie Finds, otro apartado donde venden productos de pequeñas empresas alimentarias.

Respecto a la cuestión de la inflación, admiten que van a tener que subir precios en el corto plazo, aunque descartan que sea una subida de precios generalizada.

Han desarrollado un producto llamado Smart Platform, para la gestión íntegra del negocio del supemercado online, y esperan poder comercializarlo pronto a otras cadenas de supermercados en otros países. Para ello han fichado a un ex Sainsbury’s, Luke Jensen.

Los analistas en general han recibido los resultados de forma positiva, sobre todo considerando la situación del mercado y como los demás en general están pasando una mala racha. También las acciones de Ocado ganaron un 6% de valor a lo largo del día.

Ocado - Foodie Finds.jpg

Marks & Spencer cambia la tendencia.

Por ahora todas las cadenas del gran consumo británico han reportado buenos números para la campaña navideña…. Ya se sabía que la alimentación iba a resultar bien, porque su apuesta en productos y en innovación es muy grande, y los clientes tienden a comprar productos más premium en Navidades… de los que M&S ofrece en abundancia. Lo que ha sorprendido, y mucho, han sido los resultados del negocio textil, cambiando la tendencia a la baja en la que la cadena llevaba varios años.

Las ventas en el Reino Unido han crecido un 4.5%, con unas ventas comparables del 1.9%. Las mejoras en el negocio non food, especialmente textil y productos para el hogar, han liderado el crecimiento: menos promociones, y mejoras en la disponibilidad de los productos. Las ventas comparables para este negocio fueron de 2.3%.

M&S Smoked Salmon Pearls.jpg
Cada Navidad M&S sorprende con sus productos innovadores: perlas de salmón ahumado.

Las ventas de alimentación crecieron un 5.6%. Buen resultado pero principalmente conseguido gracias a la expansión de tiendas y el celebrarse la Navidad en fin de semana.

Tras los números inesperados, la revisión y el análisis invitan a ser más bien cautos antes de anunciar la recuperación del retailer. El 2017 va a ser un año muy difícil tanto para alimentación como para textil, y M&S compite en los dos frentes y contra sí mismo.