Morrisons: mejoras en las relaciones con los proveedores.

Morrisons - New Store.jpg

Malos tiempos para las relaciones entre fabricantes y distribuidores. ¿Quién se va a hacer cargo de la devaluación de la moneda? Sin embargo, por lo menos aparentemente, la presión social y el fundamental trabajo del árbitro de la cadena en este país han ido cambiando un poco las cosas. y desde hace un par de años las cadenas están modificando la forma que tienen de tratar a los proveedores. Por lo que declaran en las encuestas que responden al árbitro de la cadena, las cosas van mejorando, y hay menos disputas, las condiciones están más claras desde el principio y se paga más rápido.

Morrisons, que en el último informe del árbitro (Junio 2016) no salía muy bien parado ha trabajado duro revisando su forma de trabajar y ahora ha presentado una serie de cambios, compromisos, para mejorar sus relaciones con los proveedores. Los presentó en la pasada conferencia de proveedores,  hace un par de semanas, y el IGD las recogía en su boletín.

Los “doce mandamientos” son una lista de buenos deseos, que van desde tener siempre al cliente como la principal prioridad, se tiene que escuchar a todas las partes para entender bien los negocios mutuos, los acuerdos deben ser simples y por escrito, transparancia, pagar a tiempo, y expresan su voluntad de establecer relaciones de largo plazo.

También categorizan a los proveedores en cuatro niveles, desde los meramente transaccionales, a los top que son estratégicos, con los que los altos directivos de Morrisons mantienen un contacto continuo y fluido.

Estas normas deben simplificar el trabajo de los compradores, y centrarse en obtener precios bajos para sus clientes.

Tesco ha llevado un camino similar, y aunque Sainbury’s no ha hablado mucho de esto, sí que publica ahora, por ejemplo, los ingresos que obtiene de proveedores por motivos distintos de la venta de productos. Como ven, cada vez más simplicidad y transparencia.

No casa esto mucho con lo que vamos a ver en estos meses hasta Navidades, donde los analistas anticipan que los principales fabricantes y distribuidores tendrán alguna que otra disputa sobre el precio, por el aumento de costes de fabricación, de materias primas y de importanción de productos. Pero sin duda el trabajo del árbitro está teniendo un impacto importante, y su mera presencia frena desenfrenos.

Lidl cambia de CEO en UK.

Lidl Ex CEO Ronny _85616020_85616018.jpg
Ronny Gottschlich, exCEO de Lidl UK, entrevistado en la BBC.

Muy sorprendentemente, la filial británica de Lidl anunciaba el viernes que Ronny Gottschlich dejaba la empresa, tras seis años como CEO y dieciséis en la empresa, y le viene a sustituir Christian Härtnagel, Director de Ventas y Operaciones en Lidl Austria.

El anuncio, como decimos, ha sido una sorpresa completa. No había nada en el rendimiento que estaba obteniendo Lidl en UK que se les pudiera reprochar. Son la cadena que más crece, llevan casi un año creciendo más que Aldi, el anterior rey del crecimiento, y no hay signos de debilitamiento. Han vuelto a ser elegidos supermercado del año por The Grocer, se han llevado un montón de premios en el certamen de MDD, tienen una muy buena imagen de precio pero también generan noticias buenas sobre cuestiones de sostenibilidad (por sus compromisos con pescados certificados por MSC o vender carne fresca del Reino Unido) o por sus empleados (fueron los primeros en adoptar el nuevo sueldo mínimo), y varias otras iniciativas que contribuyen a tener una muy buena imagen.

El nuevo CEO tiene un reto grande, no tiene que estropear lo que ya funciona, pero a la vez se espera que aporte algo positivo (aunque lo que se le pedirá fundamentalmente es que no rompa la racha de crecimiento). No tiene experiencia en la dirección general, pero a pesar de su juventud, 34 años, ya ha pasado por varios países, siendo director regional en Lidl Irlanda (que depende de UK) antes de ir a Austria.

Pero, ¿por qué alguien tan apreciado y que aparentemente lo hace tan bien deja la empresa? El diario The Guardian especula sobre los motivos de Ronny para dejar Lidl. Según una fuente del periódico, las relaciones entre Ronny Gottschlich con su nuevo jefe, Daniel Marasch no eran buenas. La estrategía inglesa difiere mucho de las que se aplican en otros países, y son generalmente opuestas al estilo que Marasch está imponiendo en los países que caen bajo su responsabilidad. Este nuevo estilo parece ha generado las tensiones que han acabado en la renuncia de Ronny. Pero no ha sido el único, los CEOs de Dinamarca y Suecia también han dado un paso al lado, otros de los países bajo el mandato de Daniel Marasch.

Viernes movido en el retail inglés: Asda, Lidl y Tesco.

Ampliaré las notas la semana que viene, la mañana no ha podido ser más intensa:

Asda acaba de anunciar una severa reacción a los resultados que presentó esta semana: la campaña está enfocada a atraer a clientes que le han quitado los discounters Aldi y Lidl. Según Retail Week, bajan de precio más de 1000 referencias, una media del 15%. Las categorías afectadas son frescos, y productos básicos del catálogo de ambiente.

Lidl también ha realizado un anuncio sorpresa esta mañana, al revelar que cambia de CEO de forma inmediata. Ronny Gottschlich, en Lidl desde hace seis años, deja la empresa, y le sustituye Christian Härtnagel, Director de Ventas y Operaciones de Lidl en Austria, pero que ya había sido Directivo de Lidl en la República de Irlanda.

Y finalmente, malas noticias para Tesco, que ve como la Serious Fraud Office confirma haber detectado mal proceder y acusa a tres de los directivos investigados de varios cargos relacionados con abuso de posición y malas prácticas contables. Las personas acusadas con Chris Bush, ex Director General de Tesco UK, John Scoulder, Director Comercial de Alimentación y Carl Rogber, Director Financiero de UK. Los tres fueron apartados inmediatamente de Tesco cuando se descubrieron los problemas, y posteriormente, despedidos de Tesco.

Asda ficha talento de los discounters.

La máxima se podría adaptar para la ocasión: si no puedes contra ellos, róbales los que dirigen.

Asda - corridor III.jpg

La primera cadena del mundo no tiene talento suficiente en sus filas y tiene que llevarse a Chris Walker, hasta ahora Director de Operaciones de Lidl UK para que les ayude a combatir mejor a los discounters. Chris llevaba 13 años trabajando en Lidl, y desde el 2015 lo codirigía junto a Martin Bailie.

Su responsabilidad va a ser el desarrollo del canal de supermercados de Asda, un proyecto que empezó hace unos años (con la compra de los Netto en el 2011) y que se había retomado el año pasado con la apertura de varias tiendas algo más pequeñas y de proximidad. Justamente un modelo de tienda muy parecido al de Lidl, por lo que Chris Walker tiene sobrada experiencia y sin duda aportará muchísimo.

Asda lleva varios trimestres obteniendo las mayores pérdidas de ventas de todo el gran consumo británico, y desde Walmart se han empezado a tomar medidas, como el cambio del CEO o la incorporación de directivos senior de otras cadenas. En octubre se incorporará a Asda Roger Burnley, que viene de Sainsbury’s (aunque empezó su carrera en Asda), otro caso de importación de gestores.

 

Aldi y Lidl: De la Guerra de Precios a la Guerra de Sueldos.

En el gran consumo del Reino Unido la batalla por conseguir que los clientes te escojan es más intensa que nunca, y además no sólo se juega en los precios que ofreces, si no que también hay otros factores que te pueden ayudar a ser mejor aceptado.

Existen distintas palancas, y en los últimos años hemos visto como las iniciativas de sostenibilidad, responsabilidad corporativa, o relación con los agentes de la cadena de suministro se comunicaban en las tiendas, en los productos, en los medios de comunicación… en cualquier lugar donde se pensara que un consumidor iba a tener la oportunidad de verlo.

Y en este último mes la cuestión importante son los sueldos de los empleados.

El origen de estos movimientos es ajeno a la industria. En Julio de este año el Ministro de Economía del gobierno Tory George Osborne establecía cambios en el salario mínimo para los empleados de empresas. Pasará de £6.70 por hora para la mayoría de trabajadores a £7.20 en Abril del 2016, y llegar a £9.00 el año 2020 (es superior para personas que trabajan en Londres, e inferior para empleados menores de 21 años).

Las primeras reacciones de la distribución fueron muy negativas, por el aumento en la presión sobre las cuentas. Hace crecer los costes sin un retorno superior, en un momento en el que los márgenes están muy ajustados por culpa de la guerra de los precios.

Lidl fue el primero en utilizar esto como una oportunidad, y el mes de agosto anunció que invertía £9 millones en subidas de sueldos para sus trabajadores, pagando por hora £8.20  a un nivel muy superior al que establece la ley para el año que viene.

Saisnbury’s y Morrisons también anunciaron planes similares. Morrisons retrasa su puesta en marcha hasta la entrada en vigor de la legislación, invirtiendo £40 millones anuales, y la paga por hora de sus empleados mínima será de £8.20. Sainsbury’s aplica los cambios ya, pero sus trabajadores cobrarán un mínimo de £7.36 por hora.

Y es ahora Aldi el que sube la apuesta. En febrero subirá los sueldos de sus empleados en tienda hasta un mínimo de £8.40 por hora, superando la oferta de Lidl. Ya era uno de los que mejor pagaba, y además incluía en las horas pagadas los descansos a los que tienen derecho los empleados.

Y como es natural, tanto Aldi como Lidl van a poner esto en miles de anuncios en prensa, carteles en las tiendas, y demás, para que todo el mundo se entere bien.

Por ahora en la web de Aldi sólo se hace este anuncio... llegarán más.
Por ahora en la web de Aldi sólo se hace este anuncio… llegarán más.

Lidl - Living Wage

Carteles en las tiendas y parkins de Lidl para que los clientes se sientan mejor: comprar bueno bonito y barato, empleados bien pagados.... Suena bien.
Carteles en las tiendas y parkins de Lidl para que los clientes se sientan mejor: comprar bueno bonito y barato, empleados bien pagados…. Suena bien.

Continua el relevo al frente del gran consumo británico: se despide el CEO de Waitrose

Waitrose - Mark Price

Hace unos meses uno podía oir una broma divertida sobre este mercado: duran más los entrenadores en la primera división inglesa de fútbol que los CEOs en los supermercados británicos. Seguramente la noticia de hoy la revivirá.

Esta mañana Sky News avanzaba la noticia que más tarde se ha confirmado: el Director General de Waitrose, Mark Price, dejará la empresa cuando concluya el año fiscal en curso, para hacerse cargo de la presidencia del grupo audiovisual Channel 4, empresa de la que ya es vicepresidente.

Price lleva 33 años trabajando para John Lewis Partnership, los dueños de Waitrose, y se le consideraba como el relevo natural en la presidencia del grupo cuando su actual CEO se retire.

Rob Collins tomará el relevo de Mark Price al frente de Waitrose. También tiene una extensa carrera dentro de John Lewis y Waitrose, y en los últimos años había sido el encargado del desarrollo del canal online, Director de Personal, y desde hace tres años Director de Retail.

Los 10 años de Price al frente de Waitrose sitúan a la cadena como una de las vencedoras de la recesión, al haber obtenido resultados positivos casi de forma ininterrumpida, abriendo los canales online y convenience, y reforzando las credenciales del retailer respecto a la sostenibilidad y los productos locales.

Sainsbury’s: adiós a una gran tienda, y bienvenida a otra más grande.

Hoy se hace efectivo el cierre de la tienda que tenía Sainsbury’s en la península de Greenwich. El llamado Supermercado del Milenio.

La tienda tenía casi  4,000m2, y la abrieron el año 2,000. Era un prototipo, en la que probaron muchas ideas para reducir el impacto de la construcción de las tiendas y minimizar el uso de recursos como el agua y la energía (contaba con sistemas de recogida del agua de lluvia, lámparas LED, claraboyas grandísimas, etc). Además, la tienda tenía un diseño muy atractivo, lo que la convertía en una tienda singular, a la que he llevado a muchos clientes a pesar de no estar muy bien comunicada por transporte público. Gracias a esto, la tienda se llevó varios premios de arquitectura, y cuando la construyeron cumplía a la perfección los criterios de sostenibilidad del momento (31 de 31 puntos posibles, en la escala BREEAM). Incluso la Twentieth Century Society lo había incluido en su lista de “100 edificios de los últimos 100 años”. Y muchos lo calificaban como el edificio de supermercado más bonito del Reino Unido.

Los motivos para su cierre en un principio se debían a problemas en el diseño, algunos sistemas que no habían funcionado bien desde el principio, aunque al final, la explicación de Sainsbury’s es que la tienda se les había quedado pequeña y necesitaban más sala de venta.

JS NG 01

JS NG 02

JS NG 03

Fuente Chetwoods.
Fuente Chetwoods.

Por eso hoy mismo el retailer inauguraba otra tienda en una ubicación cercana, casi el doble de grande (unos 7,000 m2). ¿Es una tienda mucho mejor? Realmente, no mucho. Es del modelo “caja”, el habitual con el que construye Sainsbury’s ahora sus hipermercados, lo que lo convierte en un edificio mucho más aburrido que el anterior. Comparte los mismos detalles que el resto de las tiendas que ha ido abriendo Sainsbury’s estos últimos meses: gusto por la madera, pasillos amplios y otros elementos para facilitar el picking de los pedidos online, una señalización muy clara. Las secciones que han cambiado son las de frescos libre servicio y atendidas, que se han visto algo ampliadas, y la de non-food, que prácticamente no tenía presencia en la tienda anterior (y es una categoría en la que Sainsbury’s pone muchas de sus experanzas de crecimiento).

La tienda pone más presión en la zona, que ya cuenta con un hipermercado de Asda a escasos quinientos metros y un Tesco Extra (el más grande  de Londres, con más de 8,000m2) a pocos quilómetros. Sin contar con que en el mismo parque de tiendas de Sainsbury’s abre un Marks & Spencer el mes que viene, y los numerosísimos Tesco Express, Sainsbury’s Local y The Cooperative que pueblan la zona. Sin embargo también hay que contemplar que es una zona en la que se está construyendo mucho, principalmente edificios de apartamentos, y que aunque muchos ya tengan un supermercado en los bajos, se espera que hagan en estos hipermercados las compras grandes semanales (o por lo menos, servir los pedidos online desde esta tienda).

La tienda antigua se reducirá a escombros en breve, y se construirá allí un Ikea.

JS CH 01

JS CH 02JS CH 04

JS CH 03

Morrisons escucha

Morrisons - David Potts

El CEO de Morrisons todavía no ha detallado cuáles van a ser las grandes líneas que piensa proponer para enderezar el rumbo del retailer con tantos problemas. Ha empezado con una medida personal, escuchar atentamente a quien le quiera contar los problemas que tiene Morrisons.

De las tiendas le han llegado algunas propuestas, y ya ha puesto tres de ellas en marcha: dejar de utilizar un sistema de gestión de colas en los supermercados que estorbaba más que ayudar, ha cambiado la música de las tiendas, y hoy mismo han anunciado que volvían a las tiendas las cajas de menos de 10 productos, eliminadas hace unos años cuando se introdujeron las cajas de autocobro.

Pueden ver el vídeo con las explicaciones del CEO pulsando en la imagen. Una persona próxima que se ha puesto manos a la obra desde el minuto cero, haciendo pequeños cambios que cuestan poco pero que lanzan un mensaje a los trabajadores de Morrisons: “El CEO nos escucha”.